Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Cunqueiro habilita más equipamiento diagnóstico ante la explosión de contagios

Una enfermera haciendo pruebas de antígenos en uno de los camiones del Sergas, en la explanada del Náutico

Una enfermera haciendo pruebas de antígenos en uno de los camiones del Sergas, en la explanada del Náutico Alba Villar

La evolución de la pandemia en el área sanitaria de Vigo hacía prever que estos días se alcanzaría el récord histórico de pacientes con coronavirus. Y desafortunadamente las previsiones no fallaron. El informe presentado ayer por la Consellería de Sanidade, con datos cerrados a las 18.00 del pasado domingo, recoge que hay 4.065 personas que tienen el virus.

El laboratorio destinará al COVID máquinas reservadas para otras circunstancias | El área sanitaria de Vigo alcanza su récord histórico de casos activos desde el inicio de la pandemia y ya supera los cuatro millares

Nunca, desde la llegada del COVID, se había registrado una cifra tan alta, superando además la barrera de los cuatro millares de enfermos. Nadie se esperaba, ni los más pesimistas, estar a estas alturas del verano en una situación como esta. Y es que a finales de junio apenas se registraban trescientos positivos y la pandemia se consideraba controlada. Pero en las últimas dos semanas los contagios se han desbocado, a una media precisamente de unas trescientas nuevas infecciones diarias.

La mayor incidencia, como se ha venido repitiendo, se da entre los jóvenes, a partir de los 16 años aproximadamente. El motivo es evidente: no están vacunados y en muchos casos no cumplen con las medidas de prevención recomendadas, dejando imágenes preocupantes de botellones y reuniones ilegales. Y estos jóvenes a su vez están contagiando a mayores con los que conviven y que ya están vacunados.

“Hay que recordar que las vacunas funcionan para evitar una evolución clínica grave, pero el virus sigue infectando”

Benito Regueiro - Jefe de Microbiología del Complejo Universitario Hospitalario de Vigo (Chuvi)

decoration

Es decir, las personas vacunadas que se infectan por lo general pasan la enfermedad de forma asintomática o leve.

El segundo motivo del aumento considerable de contagios es la proliferación de la variante Delta del virus, considerablemente con mayor capacidad de infección que la británica o que la mutación original.

Uno de los aspectos que más preocupa sigue siendo la tasa de positividad, que continúa completamente disparada. Y es que de las 1.250 pruebas que se hicieron entre el sábado y el domingo, 282 fueron positivas. Es decir, el 22,56%, muy lejos del 5% que marca la OMS para determinar si el virus está controlado en un determinado territorio.

  • El área de Vigo detectó más contagios en tres días que en todo el verano anterior

    Los viajes disparan la demanda de pruebas en los laboratorios privados, con hasta un 20% de positividad

Debido a esta explosión de nuevos contagios, el servicio de Microbiología del Chuvi ha decidido habilitar otras dos máquinas diagnósticas para analizar muestras de posibles casos de coronavirus y que estaban reservadas para otras funciones. El objetivo es aumentar la capacidad para detectar nuevos contagios. “Para lograrlo también es necesario que la gente colabore y nos lleguen muestras”, explica Regueiro. Con este refuerzo se busca doblar cuanto antes la curva, y el objetivo es hacerlo en los próximos catorce días. “En caso de no conseguirlo, empezaríamos ya a entrar en una situación muy preocupante, también en el hospital. Ahora no estamos en esa fase, esperemos que no se lleguen a ver momentos de colapso”, asegura el microbiólogo.

Y es que pese a que la presión asistencial está en cifras mucho menores que en las primeras olas gracias a la vacunación, los ingresos siguen aumentando progresivamente. En la actualidad ya hay 43 personas hospitalizadas por coronavirus, cuatro de ellas en la UCI. La mayoría es gente joven o que no ha recibido todavía la inyección contra la enfermedad. El problema, tal y como expone Regueiro, es que si la tendencia continúa al alza habrá que dedicar un número mayor de recursos a la atención de los pacientes COVID en detrimento de las otras patologías. Hay que recordar además que esta nueva ola de la pandemia llega en el verano, un momento complicado a nivel asistencial porque los profesionales se cogen vacaciones y en muchos casos no se pueden sustituir. Especialmente en Atención Primaria, la primera línea frente a la pandemia, con los centros de salud prácticamente en cuadro y saturados a diario entre pacientes que pueden estar contagiados, la recepción continua de llamadas para resolver dudas acerca del virus y de la vacuna y la necesidad de atender también a enfermos con otras patologías.

Respecto a la situación por municipios, sigue preocupando la situación en la ciudad olívica, que continúa con una incidencia de nuevos casos por cien mil habitantes a catorce días en un ascenso imparable. Actualmente ese ratio se sitúa en 791, tras registrarse 1.312 contagios en la última semana y 2.344 en las últimas dos. Cifras realmente preocupantes que demuestran la alarmante transmisión comunitaria que existe en la actualidad en Vigo, que lleva varias semanas en riesgo extremo de contagio. Oia, Salceda de Caselas, Salvaterra de Miño, As Neves, Arbo, A Cañiza, Crecente, Covelo, Fornelos de Montes, Pazos de Borbén, Mondariz, Ponteareas y Cangas son los municipios del área sanitaria viguesa que se encuentran por debajo de los ratios que marcan el riesgo extremo de infección.

 La variante Delta acapara ya siete de cada diez positivos

Por el área sanitaria de Vigo circulan diferentes variantes del SARS-CoV-2, aunque desde hace un tiempo que la conocida como Delta es la predominante, provocando picos de infección muy altos, como el que se está viviendo en la actualidad. Es más, desde el laboratorio de Microbiología del Chuvi calculan que en torno a un 70% de los positivos actuales están infectados con esta variante. Es decir, uno de cada diez, superando ya ampliamente a la alfa (la británica). Todavía no se ha detectado ningún caso de la conocida como Delta Plus, aunque los expertos apuntan que es cuestión de tiempo de secuenciar una muestra de este tipo. Por otro lado, hay otras variantes que llevan ya un tiempo circulando por el área sanitaria de Vigo. Una de ellas es la colombiana, de la que ya se han detectado en torno a unos cuarenta casos, y también hay localizadas varias personas infectadas con la mutación procedente de Sudáfrica.

Compartir el artículo

stats