Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Más de tres millones para la reforma integral de las pistas de atletismo de Balaídos

El edil de Deportes, Manel Fernández, con el alcalde Abel Caballero, en las pistas de Balaídos.

El edil de Deportes, Manel Fernández, con el alcalde Abel Caballero, en las pistas de Balaídos. Alba Villar

El Concello de Vigo ha decidido poner fin a una situación que se suele dar cuando hace mal tiempo: deportistas entrenándose al descubierto en las pistas de atletismo de Balaídos mientras llueve. El ejecutivo vigués ya ha encargado un proyecto de reforma de las instalaciones, unas mejoras que prevén una inversión municipal de unos 3,2 millones de euros, y cuya principal intervención es “la necesaria construcción” de un módulo cubierto que permita realizar entrenamientos y celebrar competiciones sin ningún tipo de limitación marcada por la climatología. La actuación será acorde con el entorno, consiguiendo mejorar la protección del cauce del río Lagares a la vez que se da un lavado de cara a las instalaciones.

Las obras se plantean en cuatro fases y la idea es que sean compatibles con el uso continuado de las pistas de atletismo, ya que no existen otras de estas características ni en la ciudad ni en los municipios del entorno. En la primera fase se construirá un edificio que alojaría nuevos vestuarios, almacenes y oficinas disponibles para clubes. Este complejo, además, formaría el nuevo acceso a la instalación.

En la segunda etapa del proyecto se demolerá la grada existente, reubicando el nuevo graderío más apartado del río Lagares, duplicando la distancia con el mismo pasando de los cinco metros actuales a una franja de protección de diez metros, lo que permitiría por tanto la ampliación del paseo y aumentar la protección del cauce. La intervención municipal plantea también la instalación de salas dedicadas a actividades de gimnasia. Todos los asientos estarán bajo una cubierta que permitirá su uso total y bajo cualquier condición climatológica para entrenamientos y, si fuera necesario, permitiría la instalación de gradas supletorias.

La tercera fase es la construcción del módulo, que será también apto para competiciones en pista cubierta y el último tramo de las obras será la sustitución del material sintético de la pista exterior, dotando también de más equipamiento a la misma.

La actuación prevista por el Concello permitirá no solo el entrenamiento independientemente de las condiciones climáticas, sino que ampliará y mejorará los espacios de vestuarios, aseos, almacenes, gimnasios y permitirá la creación de locales que podrán utilizar los clubes de la ciudad. Se trata de una remodelación profunda que busca mejorar las instalaciones para la práctica del deporte y también aumentar la protección sobre el río Lagares. “Queremos tener un gran estadio de atletismo”, asegura el alcalde, Abel Caballero.

Plano de actuación del nuevo proyecto de las pistas

de atletismo

de Balaídos

PRIMERA FASE

Construcción del edificio con vestuarios, almacenes y oficinas

de clubes

 

SEGUNDA FASE

Construcción de un nuevo graderío más separado del río Lagares

 

TERCERA FASE

Instalación del módulo cubierto

 

CUARTA FASE

Dustitución del material sintético de la pista exterior

Plano de actuación del nuevo proyecto de las pistas de atletismo de Balaídos

PRIMERA FASE

Construcción del edificio con vestuarios, almacenes y oficinas de clubes

 

SEGUNDA FASE

Construcción de un nuevo graderío más separado del río Lagares

 

TERCERA FASE

Instalación del módulo cubierto

 

CUARTA FASE

Dustitución del material sintético

de la pista exterior

Simón Espinosa

Plano de actuación del nuevo proyecto de las pistas de atletismo de Balaídos

PRIMERA FASE

Construcción del edificio con vestuarios, almacenes y oficinas de clubes

 

SEGUNDA FASE

Construcción de un nuevo graderío más separado del río Lagares

 

TERCERA FASE

Instalación del módulo cubierto

 

CUARTA FASE

Dustitución del material sintético de la pista exterior

Conflicto político

El proyecto responde por tanto a una histórica demanda de los deportistas, y que había derivado finalmente en un conflicto político. Cuando el regidor olívico anunció la actuación, el pasado viernes, recordó que en estas instalaciones se realizan actividades supramunicipales, como el campeonato de Galicia de atletismo que se celebró recientemente y que es de ámbito gallego. Por eso requirió a la Xunta “los cuatro millones de euros que prometieron, de los que a día de hoy hay cero”. “Como no van a hacer nada, lo vamos a hacer nosotros”, aseguró Caballero, que apuntó la nueva obra como una forma de avanzar en la ciudad.

El secretario xeral para el Deporte, José Ramón Lete Lasa, declaró por su parte que fue en 2013 cuando la Xunta y el Concello acordaron la reforma de las pistas de Balaídos por un importe de 2,7 millones de euros, aportando la administración autonómica 2,3 millones y el Ayuntamiento el dinero restante.

“Desde aquel momento, la Xunta lleva ocho años reservando en sus presupuestos una partida específica para comenzar cuanto antes las obras y aguardando la decisión del Concello de llevar a cabo esta actuación”, aseguró José Ramón Lete. El gobierno gallego ratifica su “compromiso y colaboración” y considera que tras la anulación del PXOM del 2008 las obras estaban a la espera de las modificaciones urbanísticas pertinentes por parte del Ayuntamiento.

Compartir el artículo

stats