Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El área viguesa, disparada hacia la barrera de los 4.000 pacientes con COVID

Colas para hacerse la prueba de antígenos ayer en el camión del Sergas en el Náutico.

Colas para hacerse la prueba de antígenos ayer en el camión del Sergas en el Náutico. Alba Villar

No se puede hablar de jornada de respiro para el área sanitaria de Vigo. Porque pese a que el último informe del Sergas apunta a una ralentización de los contagios (241 frente a los más de cuatrocientos del día anterior), lo cierto es que la ciudad y los municipios de su entorno se encaminan de forma imparable hacia las 4.000 casos activos de coronavirus. En la actualidad son 3.734, pero el ritmo de nuevos positivos de los últimos días aboca al área a superar los cuatro millares de enfermos de COVID en los próximos días, una barrera que no se ha rebasado desde el inicio de la pandemia (el pico máximo fueron los 3.933 enfermos, a principios de febrero, en plena ola posnavideña). Estos datos de pacientes activos y nuevos contagios llegan el día en que se han comenzado a aplicar las nuevas restricciones en hostelería y en reuniones de no convivientes, que se espera que empiecen a hacer efecto en un plazo de diez días.

Uno de los aspectos que más preocupan en el área sigue siendo la importante tasa de positividad. Porque de las 1.389 pruebas para detectar el COVID que se realizaron en la última jornada, 241 fueron positivas. Es decir, el 17,4%, un porcentaje mucho mayor que el 5% que marca la Organización Mundial de la Salud (OMS) para determinar si la pandemia está controlada en un determinado territorio.

Ayer, además, durante toda la tarde el Sergas montó un dispositivo en la explanada del Náutico para realizar pruebas de antígenos gratuitas con certificado con el objetivo de detectar el mayor número posible de positivos asintomáticos entre aquellas personas que no tienen la pauta completa de la vacuna, y también permitir a todos aquellos que tenían intención de entrar en un bar o restaurante tener el certificado que confirme que no está contagiado y que desde ayer en Vigo y en los municipios con alto riesgo de contagio se exige para acceder al interior de los locales de hostelería.

La presión hospitalaria, en cambio, está muy lejos de sus máximos gracias a la vacunación. Sin embargo, sigue subiendo día a día. El aumento vuelve a producirse en los ingresados en planta, con cuatro nuevos hospitalizados. En la UCI, mientras tanto, siguen cuatro pacientes con COVID. Hay que señalar no obstante que el Cunqueiro continúa atendiendo enfermos en estado grave o crítico que ya han dado negativo en la PCR pero que están todavía en la UCI por las secuelas que les ha dejado el virus, especialmente respiratorias.

Respecto a la situación en los diferentes municipios, sigue preocupando la alta incidencia en la propia ciudad de Vigo, con más de 690 nuevos casos por cien mil habitantes los últimos catorce días. Concretamente, en las dos últimas semanas, se han diagnosticado en la urbe olívica más de 2.000 contagios.

La vacunación continúa esta semana en el Ifevi, donde están citadas unas 28.367 personas.

Compartir el artículo

stats