Una persecución de película. Así fue lo que se vivió esta pasada madrugada en el centro de Vigo. La Policía Local acabó deteniendo a un hombre tras darse a la fuga y empotrar su coche contra una jardinera.

La conducción temeraria de un vehículo llamó la atención de los agentes de Policía sobre las 3.00 horas de esta noche en la calle Cánovas del Castillo. Ahí, tratando de frenarlo para poder sancionarlo, emprendieron una persecución que se extendió por varias rúas de la ciudad. La huida terminó cuando el infractor impactó contra una jardinera situada en la calle Miragaia.

Finalmente, el hombre, que dio positivo en alcoholemia, acabó siendo arrestado.