La Xunta ha anunciado el incremento en 1,4 millones del presupuesto de la tarjeta del bono turístico para llegar a más personas y favorecer el sector. Lo avanzó el vicepresidente gallego, Alfonso Rueda, que acompañó en Vigo a los primeros adjudicatarios del bono #QuedamosEnGalicia y que ya pueden hacer uso del crédito disponible en el millar de establecimientos que se sumaron a la convocatoria. El aumento presupuestario permitirá llegar a más beneficiarios. Rueda considera que podrían acceder a él más de diez mil receptores.

Hasta ahora el bono ha llegado a 6.500 personas después de que la demanda superase de largo las expectativas iniciales hasta el punto de agotarse las plazas disponibles en menos de doce horas y tras 30.000 solicitudes en la segunda edición de una convocatoria pionera que movilizará 7,5 millones para reactivar el sector turístico de Galicia. Finalizado el plazo para la tramitación, más de 20.000 demandantes quedaron en lista de espera. Los titulares de estas solicitudes todavía pueden sin embargo beneficiarse de la tarjeta después de esa ampliación de crédito, que además de con aportaciones las diputaciones de A Coruña y Ourense también se ha llevado a cabo con el remanente de los sanitarios que no pudieron o no quisieron utilizar el bono que la Xunta puso en su disposición para gastar.

Alfonso Rueda, acompañado por la delegada del gobierno gallego en Vigo, Marta Fernández-Tapias, destacó que aunque los beneficiarios ya pueden hacer uso de la tarjeta (de hecho los primeros que las recibieron ya las estrenaron), tienen en realidad hasta finales de año para disfrutar de una iniciativa que pretende favorecer al mayor número posible de gallegos en un año especial marcado por el Xacobeo y en el que se prevé que el sector turístico sea el motor de reactivación económica de Galicia.

Con esa intención, la administración autonómica puso en marcha campañas para la dinamización del turismo interno y también para lograr una desestacionalización del sector. El presidente del Clúster de Turismo de Galicia, Cesáreo Parda, reivindicó la colaboración púbico-privada para iniciativas como esta.