Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vigo lidera el emprendimiento en Galicia con más de cien nuevas empresas en dos meses

Sergio García y Manuel Acuña, los propietarios de IceWolf, nuevo restaurante en Plaza de Compostela

Sergio García y Manuel Acuña, los propietarios de IceWolf, nuevo restaurante en Plaza de Compostela Ricardo Grobas

Aunque la pandemia se sigue llevando por delante a un importante número de empresas (150 en toda la provincia en los últimos dos meses), Vigo está empezando a mostrar sensibles signos de recuperación económica. Y es que según el último informe del Instituto Galego de Estatística (IGE), la ciudad olívica fue la urbe gallega en la que se crearon más sociedades mercantiles durante febrero y marzo, concretamente 106, seis más que A Coruña y muy por encima de Santiago, Pontevedra, Lugo, Ferrol y Ourense.

Las cifras permiten ser medianamente optimistas a medio plazo, sobre todo porque Vigo demuestra que sigue siendo atrayente para los emprendedores. En muchos casos porque las naves y locales comerciales han reflejado una cierta bajada en los precios de los alquileres para atraer a nuevos inquilinos, especialmente después de que los anteriores que tuvieran que cerrar. Esto ya se está viviendo en barrios como As Travesas u O Calvario, que en las últimas semanas han vivido la apertura de nuevos negocios como centros de estética o tiendas de ropa.

Pero también en el centro de la ciudad se está animando la creación de empresas. Un ejemplo es el de Sergio García y Manuel Acuña, que en marzo abrieron el restaurante IceWolf en la Plaza de Compostela, un local que ofrece “gastronomía internacional con producto gallego”. Ya tenían un local en Pontevedra y desde hace tiempo tenían en mente dar el salto a la ciudad olívica. Finalmente surgió la oportunidad y se animaron. “Al principio, debido a las restricciones en la hostelería, solo funcionábamos con comida para llevar. Pero hace dos semanas que abrimos ya el servicio en el restaurante y la cosa está yendo mejor de lo que esperábamos teniendo en cuenta la situación”, explica Sergio García, que se muestra entusiasmado con el proyecto que han emprendido en la ciudad olívica y que se comenzó a fraguar ya a finales del año pasado, cuando terminaron las obras necesarias en el local.

La creación de empresas sufrió, como no podía de ser de otra forma, un bajón histórico al comienzo de la pandemia. En enero del año pasado Vigo registró un total de 61 sociedades mercantiles, y en febrero sesenta. En marzo, cuando llegó el estado de alarma y el confinamiento, las nuevas empresas solo fueron 39 y en abril y en mayo la caída fue todavía mayor (17 y 15 aperturas respectivamente). Durante el resto de 2020 el emprendimiento en la ciudad olívica se mantuvo en cifras moderadas hasta el repunte vivido en febrero y marzo de 2021, ya que las perspectivas económicas comienzan a ser mejores debido fundamentalmente a que se empieza a vislumbrar el final de la pandemia gracias a la progresiva vacunación de la población.

La Plisan, una oportunidad para el área en la atracción de compañías

El Consorcio de la Zona Franca de Vigo, la Xunta de Galicia y la Autoridad Portuaria han acordado que 250.000 metros cuadrados (m2) de suelo empresarial de la Plataforma Logística Salvaterra-As Neves (Plisan) saldrán a la venta con precios bonificados: entre 51 euros y 70 euros por m2. Así lo decidieron los tres promotores de esta área en la reunión de la comisión de seguimiento celebrada recientemente en la que apostaron por mantener las condiciones del anterior concurso de venta: en 2019, se hizo una subasta pública de más de 350.000 m2, correspondientes a 45 parcelas. Una vez alcanzado este acuerdo, el Instituto Galego de Vivenda e Solo (IGVS) iniciará “de manera inmediata, la próxima semana”, según fuentes del gobierno gallego, la redacción de los pliegos en los que se fijarán las condiciones de comercialización de este suelo empresarial, al que se le aplicará la política de incentivos a las empresas promovida por la Xunta de Galicia, que permitirá movilizar un total de 8 millones de euros este año.

Los tres promotores subrayaron la necesidad de favorecer la llegada de nuevas empresas a la Plisan, sobre todo, en el contexto de crisis sanitaria a nivel mundial. Según señalaron, se trata de la bolsa de suelo industrial más importante de Galicia. La primera empresa inquilina será Hijos de Carlos Albo: con la colocación en febrero de la primera piedra de las obras de la nueva planta de la conservera, se puso punto final a dos décadas de trámites desde el inicio del proyecto.

Compartir el artículo

stats