Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El misterioso USB que tuvo en vilo a un centro de FP de Vigo

El profesor y escritor Manuel Esteban relata en tiempo real en Twitter la extraña aparición de lápiz de memoria y una misiva

Imagen de la cuenta atrás activada al conectar el USB al ordenador

Imagen de la cuenta atrás activada al conectar el USB al ordenador M. E.

Una carta y una memoria USB aparecidas ayer en la mesa de un centro de Formación Profesional de Vigo detonaron un relato de intriga con muchos enigmas por despejar. ¿Quién es el preso que envía ese material desde la cárcel de Teixeiro y con fecha de 2023?, ¿a quién va dirigida?, ¿será algún tipo de ataque informático? Fue uno de los profesores, el también escritor de novela negra Manuel Esteban, quien canalizó la historia con hábil manejo del suspense a través de su cuenta de Twiiter. En el aire una pregunta más: ¿todo esto no será una metaficción del propio Esteban?

El propio escritor juraba en su primer tuit que este no era uno de esos hilos que dieron fama al diseñador Manuel Bartual, lo que en cierto modo aumentaba más las suspicacias. En todo caso, Esteban adjuntó la imagen de la misiva y el lápiz de memoria llegados al CIFP Manuel Antonio. En el texto, el preso dice haber conseguido remitir el mensaje gracias a unos "contactos clandestinos". Lo que pide es un favor que viene explicado en el USB.

A partir de ahí, con cuentagotas, Manuel Esteban relata el dilema que se abre entre los profesores sobre la conveniencia o no de insertar la memoria en uno de los dispositivos del centro. "Todos temos os ordenadores en rede en ninguén quere metelo, non vaia a ser o demo", cuenta en el segundo mensaje. El 'pendrive' venía rotulado con un oportuno "Atrévete". Espaciando sus tuits, el docente narra que al final dos compañeros se atreven a conectarlo y lo que aparece es un mensaje de vídeo con imágenes de un telediario. Problema: no lo pueden escuchar porque esos equipos carecen de audio. Le dan para adelante y aparece una cuenta atrás. "Xúrovos que é todo certo. Eu non teño tanta imaxinación", apostilla.

Esta mañana, el propio Esteban se decide a comprobar el contenido de la memoria. Tras el corte del informativo, un hombre que a Esteban le resulta "familiar" proclama que no es un terrorista y que todo es un montaje de su empresa. Después, la cuenta atrás de 45 minutos. El último mensaje del escritor es un vídeo del cronómetro llegando a cero.

El hilo acaba ahí, pero el misterio ya está resuelto. Manuel Esteban ha aclarado que todo formaba parte de un juego planteado por uno de los profesores del centro para sus alumnos, que debían entrar en la supuesta empresa para hacerse con las pruebas de contabilidad que exculpasen al protagonista del vídeo y presunto terrorista. Pero el docente se dejó olvidadas la carta y la memoria USB en una mesa y la historia cobró vida propia. Misterio resuelto en el CIFP Manuel Antonio.

Compartir el artículo

stats