El único fallecimiento que el Sergas notificó ayer en el área sanitaria de Vigo es el de un hombre de 100 años que estaba en la residencia integrada Bodia, que tiene la Xunta para contagiados en el sur de la comunidad. Procedía del geriátrico Moledo, en Vigo.