Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La montaña rusa viral del área sanitaria viguesa

En un día se pueden pasar de solo 40 contagios diarios a más de doscientos | Incluso los profesionales sanitarios no encuentran explicación a la variabilidad de los datos

Pruebas en el Covid-Auto del Meixoeiro Marta G. Brea

El comité clínico de la Xunta de Galicia hacía referencia tras su última reunión a la “estabilidad” que se estaba viviendo en cuanto a la incidencia del virus en el conjunto de Galicia. Pero mencionó algunas excepciones. Y entre ellas están Vigo y su entorno. Y es que la volatilidad y profunda variabilidad de los datos sanitarios diarios en el área sanitaria viguesa cogen por sorpresa incluso a los propios profesionales sanitarios, que en muchos casos no encuentran una explicación a esa montaña rusa que se está viviendo, especialmente en la última semana. Y es que en los últimos días las cifras de contagios diarios reflejados en el informe de sanidad fueron 280, 171, 170, 83, 42, 246 y 109. Es decir, de un día para otro se pueden pasar de poco más de cuarenta nuevos contagios a casi 250, y de estos últimos a 109.

Los motivos que pueden explicar estos vaivenes en la curva del virus son varios. En primer lugar situaciones concretas que se han vivido en los últimos días, como el agravamiento del brote sufrido en la residencia Vila do Conde de Gondomar, que en un solo día registró 67 nuevos usuarios contagiados y más de una decena de trabajadores. La situación de los geriátricos del área preocupa, porque la de Gondomar y Doralresidencias, en Mos, son dos de las tres más afectadas por el virus en Galicia. El goteo de casos, en este sentido, es constante, y ayer también se confirmaba un nuevo positivo en el CRAPD I de Vigo. Los cribados continuos diseñados por las autoridades sanitarias viguesas para los geriátricos provocan que se destapen positivos, muchos de ellos asintomáticos, tanto entre los usuarios como entre el personal.

Este podría ser uno de los factores que podrían explicar la variabilidad de casos diarios que se está viviendo en los últimos días en el área sanitaria de Vigo. A ello hay que sumar la cantidad de PCR realizadas entre la población. Cuantas más pruebas, normalmente, más positivos se destacan. Y los fines de semana habitualmente se hacen menos, porque los Covid-Auto no suelen estar operativos por las tardes. Además, hay que recordar que el pasado sábado y domingo se hicieron cerca de 1.500 pruebas a asintomáticos pertenecientes al centro de salud de Sárdoma, y por los datos se prevé que el índice de positivos fue mínimos.

  • Sanidade ha iniciado hoy las pruebas para detectar asintomáticos entre los pertenecientes al centro de salud de Sárdoma

    El centro de salud de Sárdoma ha sido el primero en ser citado, más de 2.000 personas podrán acudir -es de carácter voluntario- al covid-auto del Meixoeiro

Más allá de todo esto, los brotes familiares concretos pueden ayudar a entender las subidas concretas en los casos diarios. Sigue siendo lo que más preocupa a las autoridades sanitarias, las reuniones familiares sin medidas de seguridad que se están produciendo a pesar de que están prohibidos los encuentros entre no convivientes.

37 casos más que el día que se decretó el cierre de la hostelería

Los datos epidemiológicos de Vigo, además, dejan una paradoja curiosa. El día que entraron en vigor las restricciones y se cerró la hostelería de la ciudad y de varios municipios del entorno, había 2.271 casos activos en el área sanitaria, mientras que según el último balance del Sergas, que se cierra a las 18:00 horas del pasado miércoles, ahora hay 2.308, 37 más, lo que deja entrever que las restricciones no están haciendo el efecto esperado en la ciudad y su entorno. La urbe olívica, por ejemplo, sí que sigue bajando en la incidencia acumulada en los últimos siete días, aunque a un ritmo menor al deseado. En los últimos siete días se han detectado 965 contagios, mientras que en el anterior balance esa cifra era de mil. Gondomar, Moaña, Mos y Redondela, sin embargo, son municipios que siguen arrastrando datos negativos en las últimas jornadas.

La situación en los hospitales de la ciudad se mantiene estable. Hay 77 pacientes ingresados en planta, uno menos que en la jornada anterior, y no hay variación en las unidades de críticos, en las que siguen 22 enfermos.

Compartir el artículo

stats