Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Alberto González-Garcés | Investigador y exdirector del Oceanográfico de Vigo que se jubila

“El Campus del Mar ha desaparecido; se ha convertido en algo exclusivo de la UVigo”

“Si el CSIC es inteligente, que lo es, mantendrá la identidad del IEO porque así ganará”

Alberto González-Garcés, ayer, en cabo Estai.

Alberto González-Garcés, ayer, en cabo Estai. Ricardo Grobas

Llegó al IEO hace 48 años, siendo un jovencísimo biólogo recién titulado, dirigió el centro vigués durante 16 años repartidos en dos etapas (87-89 y 93- 07) y ahora se jubila con “la sensación de haber disfrutado muchísimo” y “satisfecho” por haber aportado su “granito de arena” a la mejora del conocimiento sobre el medio marino y las pesquerías. Sus proyectos futuros pasan por mantener el vínculo con la que ha sido su casa, intensificar su labor dentro del Instituto de Estudios Vigueses y dedicar más tiempo a la escritura.

–Asumió la dirección cuando el Oceanográfico se trasladó a cabo Estai, ¿cómo ha sido su evolución?

–En aquel momento presidía el comité científico de la Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico, que englobaba a 120 investigadores de 24 países, y trabajaba en el centro de A Coruña. Cuando me vine, lo hice al pequeño edificio, antiguo y destartalado de Beiramar. Y nos trasladamos a estas maravillosas instalaciones. Empezamos 33 personas y cuando dejé la dirección éramos 220. La evolución fue notable.

"Es el centro más potente de España y uno de los mejores de Europa. El equipo de investigadores es de primerísima línea."

decoration

Despedida oficial a través de una videoconferencia con todos los centros españoles del IEO

–Hizo una pausa en el cargo para trabajar en Bruselas durante 4 años y también dirigió el Cetmar (2007-2009).

–Trabajé codo con codo con Manuel Marín, que era el vicepresidente de la Comisión Europea. Tenía una cabeza maravillosa y me pidió que le echase una mano para convertir las cinco políticas pesqueras en una sola basada en la protección del recurso. El bien que tenía que mantener todo un entramado económico y social debía estar saludable. En ese momento ni siquiera se utilizaba el concepto, pero era el comienzo del desarrollo sostenible de la pesca. Y en el Cetmar también disfruté muchísimo porque hay allí un equipo maravilloso. Las instituciones son las personas. Total, creo que trabajé bastante, o mucho, pero también me lo he pasado muy bien (risas) Siempre hay altibajos, pero te quedas con los altos.

Manuel Marín en una imagen de archivo EFE

–El IEO ha desarrollado durante décadas una labor crucial de asesoramiento al Gobierno y también de investigación, pero los últimos años han sido críticos y el ministerio ha decidido que se incorpore al CSIC. Una medida que ha generado críticas interna y dimisiones.

La labor del IEO ha sido imprescindible porque da base a unas buenas políticas de pesca y de conservación del medio. El Gobierno indefectiblemente necesita el asesoramiento científico y se lo proporcionaba en gran parte el IEO. O lo sigue haciendo o lo hace otra institución, pero parece que lo lógico y sensato es que continúe quien ya lo hace y muy bien. Que esté en un lugar o en otro es más o menos indiferente. Más o menos. La investigación del IEO es imprescindible y el Gobierno tendrá que poner los medios. Y si el CSIC es inteligente, que sé que lo es, seguirá manteniendo la identidad propia del IEO y su estructura independiente porque así sumará a la gran capacidad científica que ya tiene. Sin embargo, si no lo aprovecha, el IEO quedará diluido y el CSIC no ganará nada.

"La investigación del IEO es imprescindible y el Gobierno tendrá que poner los medios."

decoration

Despedida oficial con todos los centros españoles

–¿Han notado alguna mejora estos meses?

–La integración se producirá el 1 de enero, pero sí se está notando una dinámica más ágil. Se creó un problema muy serio por la gestión. Los investigadores tienen una capacidad grandísima de conseguir proyectos internacionales, pero tienen que poder utilizar ese dinero. Creo que la integración en el CSIC no era imprescindible, sí lo era tener buenos gestores internos. Pero la reflexión es que si el IEO se diluye y se convierte en uno más entre los centros del CSIC perderá su potencia investigadora específica, diferente y fundamental para el Gobierno.

–El ministerio también ha recomendado potenciar las sinergias con centros vecinos como el IIM.

–Lo que me parecería adecuado es que ese centro nacional en el que se quiere convertir al IEO integrase a todos los centros de investigación marina del CSIC. Pero no de manera forzada, sino a los que quieran, con diálogo y medios. No sé si es técnicamente posible pero por el bien de la investigación se debería hacer. Al fin y al cabo, somos un servicio del Estado y le corresponde a los gobiernos sacar el mayor partido posible de las cosas que tiene.

"El Campus del Mar está desaparecido"

decoration

–También ha sido director de Internacionalización del Campus del Mar, ¿cuál es su visión actual?

–El Campus del Mar está desaparecido. Era una idea maravillosa en la que todas las instituciones de investigación marina de Galicia y los sectores nos sentíamos cómodos e iguales en la participación, lo que resultó en una enorme cantidad de proyectos comunes. Ahora, desafortunadamente, se ha convertido en algo exclusivo de la Universidad de Vigo y los demás estamos para echar una mano de vez en cuando. Solo queda el doctorado DoMar, el resto ha desaparecido y lo siento sinceramente. Creo que es un error porque la enorme potencia de Galicia lo es más si nos sentimos partícipes del mismo proyecto. Uno de los grandes defectos del Campus del Mar era la financiación, que se trataba de un crédito de 5,3 millones de euros. Pero se estiró y se consiguieron proyectos de más de 20 millones. Se obtuvo un éxito enorme gracias en una grandísima parte a Emilio Fernández, que fue un director excelente, y a Salustiano Mato, que tenía la visión global de todas las instituciones trabajando en la misma dirección. El efecto en la investigación cuando nos unimos es multiplicador.

Alberto González-Garcés Ricardo Grobas

–Esa unión nunca se había logrado, fue todo un hito.

–En Galicia y en España. Pero la Universidad cambió la filosofía.

–Y la ETEA sigue siendo una asignatura pendiente.

–Van asociados el uno al otro. La ETEA es un regalo de los dioses. Un espacio maravilloso donde se podría aprovechar todo el potencial en investigación marina. Ahora estamos en problemas económicos serios, pero hubo momentos en los que no y el coste, si lo relativizamos, hubiese sido marginal. Es algo que no puedo entender. Es una deuda con Vigo y el sur de Galicia no haber sacado adelante el Campus del Mar en la ETEA. Hay quien dice que debería tener otros usos, pero es que es enorme y caben todos. Pero no consiste en que un ámbito de decisión diga lo que va en A y el otro en B... Tiene que haber acuerdo y un objetivo común. Si no, vamos a tener parcelitas de cosas. La misión de todos los gobiernos es mejorar el bienestar de las personas. Como administrado, no entiendo ni acepto que me digan que algo no se puede hacer porque le corresponde a otra administración. No, no, pónganse de acuerdo para dar servicio a la sociedad.

9

La ETEA, 18 años de larga espera Faro de Vigo

–Trabajó en EE UU con Ángeles Alvariño, gran referente de la oceanografía y de la mujer en la ciencia. Hay más investigadoras, pero siguen encontrando dificultades para acceder a cargos o compatibilizar la maternidad.

–Parece que la igualdad se ha conseguido, pero todavía no. Hombres y mujeres tenemos que seguir trabajando para llegar a la equiparación real. Desde los años 70, hubo una integración enorme de la mujer en el IEO y son aproximadamente la mitad de la plantilla. Pero su porcentaje es menor en cargos directivos. Ángeles Alvariño fue excepcional. Pero hoy en Vigo hay mujeres con una capacidad enorme, tenemos a una de las mejores de Europa en su ámbito.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats