La Audiencia ha condenado a 5 años y 10 meses al parricida de Sárdoma. La sala aprecia la agravante de parentesco pero también las atenuantes de confesión y alteración psíquica. La vista, que tenía que haber sido por jurado, se resolvió con un acuerdo de conformidad entre las partes, eludiendo así el juicio popular.

Inicialmente la Fiscalía pedía para el acusado, Manuel Alonso, once años y medio de prisión si bien al vigués se le aplicaron las dos atenuantes muy cualificadas de confesión y alteración psíquica, recogidas en el artículo 66.1 del código penal. El hombre, de 51 años, lleva en prisión desde enero de 2019, por lo que ya ha cumplido buena parte de la pena.

El octogenario falleció a consecuencia de los múltiples golpes que recibió en la cabeza con un objeto "contundente". Su cuerpo fue descubierto el 7 de enero de 2019 por un vecino en una finca forestal anexa al río Eifonso, en la parroquia de Sárdoma. El parricida reconoció los hechos "de forma espontánea" a los agentes y cuerpo judicial tan solo tres días después del hallazgo del cadáver durante el registro domiciliario en la parcela que ambos familiares compartían.

La agresión se produjo poco antes de las 7 de la mañana del 27 de diciembre de 2018, cuando padre e hijo se encontraban en una finca común. Tras el ataque, según recoge el escrito fiscal que el propio, Manuel reconoció esta mañama en la Audiencia de Vigo "arrastró" el cuerpo de su padre a un cobertizo abandonado y se marchó a trabajar. El cadáver del octogenario permaneció allí tres días, atado de pies y manos y cubierto con distintas telas y bolsas.

No sería hasta tres días después, el día previo a Fin de Año, cuando "tras colocar el cuerpo" de su padre en una carretilla lo trasladó desde su vivienda a una finca forestal situada en Camiño Portillón, donde lo depositó y lo cubrió con ramas y cañas para dificultar su hallazgo y localización.Su detención se produjo el 10 de enero del año pasado y tras su paso a disposición judicial en días posteriores, ingresó en prisión provisional, situación procesal que continúa hasta el día de hoy.