El plan de tráfico diseñado por Concello para las escuelas infantiles municipales contempla un acceso escalonado a los centros para evitar aglomeraciones. "Las familias, niñas, niños, llegarán en momentos distintos y los papás no podrán entrar en las escuelas. Los recogerán en la puerta personal del centro", detalló el alcalde, Abel Caballero, quien también avanzó que, "de acuerdo con la policía, habilitaremos ese rato de aparcamiento lo más cerca posible" de la escuela infantil.

De cara al curso escolar, el regidor apuntó también que el Concello está contactando con los centros de educación para "reforzar los planes de tráfico".

Otro de los objetivos que se marca el Consistorio es "facilitar espacio de actividades de recreos y la forma de hacer los recreos". "Algunas peticiones concretas ya tengo sobre la mesa. Vamos a ver cómo hacerles frente", detalló Caballero, quien recordó que las competencias en materia de educación recaen en el Ejecutivo gallego.

"Veo una ausencia total de presencia de la Xunta de Galicia para atender el inicio del curso escolar en Vigo. No está haciendo nada para la operativa", censuró el primer edil.

El Gobierno local acaba de aprobar por otra parte una subvención de 10.000 para el proyecto "Vigo polo Congo", dirigido a 50 niños que viven en el orfanato Kimbondo, en Kinshasa.