Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El juicio vence a la conciliación: el servicio de mediación, sin casos nuevos desde junio

La situación contrasta con el Punto de Encuentro vigués, donde 160 familias realizan el intercambio de los menores por conflictividad parental - El convenio finaliza en diciembre

Encuentro Familiar de Vigo.

Encuentro Familiar de Vigo. // R. G.

Poner punto y final a una relación lleva consigo una serie de desencuentros que no tienen por qué ser irreconciliables. Para ello se puso en marcha, previo convenio entre Xunta y Colegio de Abogados de Vigo (ICA), un servicio de Mediación Familiar intrajudicial por el que las tres salas especializadas en materia de Familia derivaban los casos más complejos o aquellos con un nivel de hostilidad entre las partes alta en busca de una solución que evitase terminar en una sala de vistas. El reparto de los bienes conyugales o el régimen de visitas de los hijos son los asuntos que generan una mayor problemática y a pesar de que este modelo de conciliación busca evitar que sea un juez quien dirima estas cuestiones -saliendo habitualmente una de las dos partes más perjudicada-, son escasos los procedimientos que el servicio estudia.

Concretamente, desde que se reactivó el servicio de Mediación Familiar tras el estado de alarma, los juzgados no han derivado ningún caso. Esta situación no es nueva, ya que desde su puesta en marcha y firma del convenio entre el colectivo judicial y la administración autonómica, tardaron meses en recibir un primer expediente. El pasado mes de marzo, cuando se cumplían 8 meses desde su puesta en marcha, los profesionales destinado al servicio no habían trabajado en ningún caso. Y es que a pesar de que algún magistrado de Familia sí los había derivado o propuesto a la expareja su participación, tienen que ser estos los que voluntariamente acepten acudir a estas sesiones, y por el momento, ninguna de las partes aceptó participar.

La mediación intrajudicial familiar arrancó en 2012 en Vigo como una herramienta más al servicio de los tribunales para solucionar los conflictos entre parejas. Hubo un primer período de cinco años y medio de funcionamiento en el que desde los juzgados se derivaron algo más de 900 asuntos, lográndose en 120 de ellos -el 15%- acuerdos que evitaron el enquistamiento del litigio. Pero en julio de 2018 la oficina dejaba de funcionar al no renovarse el convenio de colaboración entre la Xunta y la Universidad de Vigo, a iniciativa de esta última institución. Para reactivarlo, la Xunta firmó en 2019 un nuevo convenio con los colegios de abogados y psicólogos. El servicio pasó a ubicarse en la entidad colegial de los letrados vigueses sin mucho éxito por el momento a pesar de tratarse de una herramienta gratuita y que no dilata le proceso del divorcio.

Intercambios

Esta situación contrasta con la actividad que realizan los profesionales del Punto de Encuentro Familiar en Vigo - gestionado por la Consellería de Política Social a través de la empresa Eulen-, al tener abierto un total de 160 expedientes. Estas intervenciones pueden generarse por varios motivos, si bien principalmente se deben a intercambios de los hijos en casos de divorcios contenciosos complicados según el convenio estipulado por las salas de Familia al existir una alta conflictividad entre los padres, así como los asuntos derivados de los juzgados de violencia de género y la atención a menores tutelados por la administración.

A mayores de los padres de los menores, del punto de encuentro también pueden hacer uso la familia extensa de los mismos, es decir, abuelos o tíos, por ejemplo, siempre y cuando cuenten con autorización judicial.

Durante el estado de alarma, el servicio estuvo suspendido y los padres de menores tutelados podían comunicarse con ellos únicamente vía telemática. Con la reapertura, las visitas se reactivaron si bien el protocolo de visitas se endureció, incrementándose los días disponibles, para dejar una separación entre visita y visita así como la limpieza y desinfección de las instalaciones entre cada familia, evitando la simultaneidad de las visitas. Además, de acuerdo con el Protocolo específico en esta materia, se favorece que las familias puedan continuar realizando los intercambios fuera de las instalaciones con un seguimiento "telemático" por parte del equipo técnico de los Puntos de Encuentro, explican fuentes de la Consellería.

Compartir el artículo

stats