El sábado 11 de julio había en el área sanitaria de Vigo solo 10 infectados por coronavirus, la cifra más baja desde el inicio de la pandemia. Desde entonces el goteo de casos, aunque de forma muy ralentizada, ha sido constante, hasta el punto que solo diez días después la Consellería de Sanidade informa de que hay veinte positivos activos, es decir, el doble.

En su último balance diario, el Sergas informaba de dos nuevos casos. Uno de ellos acudió a Urgencias, donde la PCR confirmó que estaba contagiado por Covid-19 y los médicos decidieron ingresarlo en planta. De esta forma, el Álvaro Cunqueiro tiene en la actualidad a dos personas hospitalizadas. Este último y el hombre que llegó hace dos semanas con una neumonía bilateral desde Madrid provocada por el virus y que también están en planta tras salir de la UCI hace unos días.

El segundo caso detectado en las últimas horas se encuentra en su domicilio con síntomas leves. Estos dos nuevos infectados no guardan ninguna relación entre sí ni con ningún otro registrado en la ciudad y en su entorno. Por tanto, 18 de los 20 positivos activos en el área viguesa están pasando la enfermedad en cuarentena en sus propias casas.

La buena noticia, no obstante, en que en 24 horas se han registrado tres nuevas altas de personas que han dado negativo ya en la PCR, por lo que los pacientes curados ascienden a 2.187 desde el inicio de la pandemia. Hace ya un mes y medio, además, que no se registra ninguna muerte causada por coronavirus, así que las víctimas mortales se mantienen en 135.

Con todos estos datos en la mano, el área sanitaria de Vigo se mantiene como la tercera más afectada de VigoGalicia, superada por A Coruña, con 37 casos, y Lugo, con 98 debido al brote vivido en la comarca de A Mariña.

Por otro lado, la Consellería de Sanidade informaba ayer que ya no quedan personas infectadas en las residencias de mayores de Galicia ni en los centros de dependientes. El único que quedaba, un trabajador del geriátrico de Burela, ya está curado tras dar negativo en la PCR. Hay que recordar que en Vigo y su entorno hace más de mes y medio que las residencias para la tercera edad están libres del virus. Además, desde su reapertura la semana pasada, hay que destacar que en ninguno de los centros de día de la ciudad se ha dado ningún contagio entre sus mayores o sus empleados, ni siquiera una sospecha de posible caso.