La presencialidad no será un requisito en los exámenes de esta segunda evaluación en la Universidad de Vigo, pero sí puede serlo en los finales o de segunda oportunidad de julio. Así lo aprobó ayer el Consello de Goberno de la institución académica, que tras más de siete horas de videoconferencia, dejó abierta la puerta a que las pruebas de evaluación en lo que resta de curso no sean todas telemáticas.

Para ello fue necesario un largo debate y una votación, para que con 39 votos a favor se decidiera optar, en el caso de los exámenes finales, que sean los propios centros los que soliciten esta modalidad presencial, que deberá ser aprobada o no por el Consello de Goberno. A mayores deberán cumplirse las garantías legales y sanitarias para su realización previo informe del Servizo de Prevención de Riscos Laborais que indicará la posibilidad de hacer un cierto número de exámenes presenciales.

Por la contra, ocho miembros del equipo de gobierno se decantaron por terminar el curso sin exámenes finales presenciales.

Coronavirus en Galicia: última hora

Sigue las noticias sobre la incidencia de la pandemia del Covid-19 en la comunidad

Este fue uno de los acuerdos adoptados ayer por el Consello de Goberno de la UVigo en una sesión de siete horas, en el que el otro punto de la orden del día que más debate concentró fue la aprobación de una versión propia de la cláusula Kent, que tiene la finalidad de introducir una "compensación" en el caso de detectarse una merma significativa en los resultados académicos del alumnado correspondientes al período de vigencia del estado de alarma y los corresponsales a los cursos anteriores; esto es, en caso de que se detecte una disminución significativa en una materia a consecuencia de la situación generada por el tránsito a la docencia virtual. A este respecto, el rector Manuel Reigosa aclaró que solo se aplicará "para materias en las que haya una caída importante de la nota, centralizada y automatizable".

Calendario curso 2020/2021

A mayores, en la sesión también se aprobó la modificación del actual calendario académico, ampliándolo dos semanas más. En cuando al curso 2020/2021, los miembros del Consello también dieron luz verde al nuevo calendario, iniciándose la actividad académica el 7 de septiembre y concluyendo el 8 de junio.