06 de enero de 2020
06.01.2020
La fantasía se apodera de las calles

"La guinda a una navidad de ensueño"

Gente del área metropolitana de Vigo y del norte de Portugal disfrutaron de dos horas de cabalgata

06.01.2020 | 02:18
"La guinda a una navidad de ensueño"

Las bajas temperaturas que marcaba el termómetro no fueron un impedimento para que miles de personas salieran a las calles olívicas a disfrutar de la cabalgata. Niños y mayores se colocaron desde las 17.00 horas en las primeras filas de García Barbón o Policarpo Sanz para no perder detalle de los Magos de Oriente. Algunos jugaban a las cartas y otros aprovechaban para tomar churros o café caliente, haciendo más amena la larga espera. Los turistas hospedados en el hotel NH y los afortunados vecinos que residen en los edificios de García Barbón esperaban ansiosos desde sus balcones a que empezara el espectáculo.

El objetivo de los más pequeños de la casa era encontrar un hueco en las primeras filas de la calle. Laura y Rodrigo llegaron más tarde que otros años y se tuvieron que conformar con ver a sus majestades desde la tercera línea. "Acabamos de llegar hace cinco minutos por eso nos hemos quedado atrás, pero ellos tienen la ilusión de todos los años, venimos siempre desde que nacieron", comentó Beatriz.

Los mayores también decidieron buscar sitio pronto e instalarse en los escalones de los portales para ver todo el espectáculo con buena perspectiva. Javier y sus amigos continúan, tras más de una década, yendo juntos a ver el desfile de Reyes desde que eran pequeños. "Nos gusta el ambiente y leímos que sería la mejor del mundo y vinimos a verla", aseguró Javier.

A las 18.00 horas, Abel Caballero dio comienzo a la cabalgata hablando por los altavoces, ubicados en las vías más céntricas de la urbe, y el público le respondió con vítores y aplausos. Con las primeras carrozas la ilusión inundó a los vigueses allí presentes y los niños y niñas se afanaban a recoger caramelos.

Personas de todas partes del área metropolitana de Vigo y del norte de Portugal observaron el paso de Melchor, Gaspar y Baltasar. "Es la primera vez que la vemos porque no tenemos costumbre de los Reyes en Portugal, nos gustó mucho porque aquí se vive mucho este día", afirmó Jano procedente de Viana do Castelo. Desde la misma localidad portuguesa llegaron Forvela, Emma y Manuel que se encontraron por sorpresa con la cabalgata. "Viajamos hasta Samil para pasar el fin de semana y nos encontramos con las carrozas", apuntaron.

El rey más aclamado fue Baltasar. Su simpatía con el público provocó que algunos le corearan "presidente, presidente" a su paso por Policarpo Sanz. "El mejor rey fue Baltasar que tiró hasta bolsas de caramelos", detalló Diego acompañado de su mujer Naira y su hija Gara. Tras la carroza del rey africano, muchos asistentes se desplazaron hasta Porta do Sol y Príncipe para seguir disfrutando de la tarde.

Con una sonrisa, los niños y los adultos regresaron a casa tras dos horas de carrozas, caramelos, globos, luces y mucha música navideña. "Yo venía de pequeña y ahora, parece más grande la cabalgata, hoy en día es todo más a lo grande", describió Victoria que acudió a la cabalgata para que su hija Vera pudiese ver a los tres Reyes Magos.

La mayoría de los padres volvieron satisfechos a sus hogares, aunque algunos echaron en falta más metros en el recorrido real y más espacio para los niños. "Los adultos siempre se ponen delante y eso crea malestar. También, algo que se debería hacer es volver al itinerario de antes en el que las carrozas llegaban hasta la calle Venezuela porque había más espacio y la gente estaba mejor distribuida", explicó Naira, una viguesa que lleva toda su vida acudiendo al desfile de los Reyes Magos en Vigo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes