La Xunta mantiene el 31 de agosto de 2020 como fecha de apertura de la Ciudad de la Justicia. La delegada del Gobierno gallego en Vigo, Corina Porro, y el director xeral de Xustiza, Juan José Martín, visitaron ayer las obras de rehabilitación del antiguo hospital Xeral acompañados por el juez decano, Germán Serrano, y el arquitecto responsable del proyecto, Alfonso Penela, así como por representantes de la empresa constructora y de los trabajadores del ámbito judicial.

Tanto Porro como Penela corroboraron que los trabajos están en plazo y que tampoco se prevén más aumentos del presupuesto. La demolición de las estructuras laterales de la torre debido a su mal estado incrementó el coste original del proyecto -22,5 millones de euros- en otros 10,6 millones. Además, durante los trabajos se encontró amianto, cuya retirada supuso 700.000 euros.

La modificación ha permitido, sin embargo, ampliar la zona de aparcamiento, las dependencias del Instituto de Medicina Legal (Imelga) y del archivo, así como de la guardería, según detalló Penela, que apuntó que en estos momentos hay 160 personas trabajando en la futura Ciudad de la Justicia.

Corina Porro subrayó la incorporación de una escuela infantil con 41 plazas y destacó que el proyecto "beneficia a todos" y supone "un motivo de "orgullo" por recuperar un inmueble tan "emblemático" que "forma parte de nuestra memoria y dibuja el cielo desde 1955".

La delegada de la Xunta recordó que el antiguo Xeral albergará 35 unidades judiciales y se reservará espacio para 22 más si fueran necesarias en el futuro.

Penela, por su parte, apuntó que la decisión de trasladar los juzgados al "Pirulí" supone "el 70%" del proyecto, y que a él le corresponde el 30%, y que espera "estar a la altura" en su labor de "resucitar" el inmueble y de "crear ciudad".