Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Povisa bate su récord de contrataciones en verano: roza las 260 incorporaciones

-Casi la mitad de los nuevos empleados no había trabajado nunca en el hospital -Técnicos sanitarios, personal de enfermería y auxiliares, los perfiles más demandados

Edificio de Povisa. // R. Grobas

Edificio de Povisa. // R. Grobas

Como cada verano, Povisa se convierte en una de las mayores agencias de contratación temporal no solo de la ciudad, sino de toda Galicia. Es difícil encontrar otra empresa que consiga captar la cantidad de trabajadores de Povisa en temporada estival. Además, este verano, el hospital ha batido su récord de incorporaciones, con 255 contratos firmados. Y no se quedará ahí, pues la idea es seguir reclutando nuevos trabajadores las próximas semanas hasta llegar prácticamente a los 300 empleados estivales. El objetivo es cubrir las bajas ordinarias de la plantilla fija de Povisa y, sobre todo, las de los trabajadores que se van de vacaciones.

Las categorías profesionales más demandadas son personal de enfermería, auxiliares, técnicos sanitarios (rayos, etc), personal de cocina y administrativos. Pese a que la mayoría de nuevos contratos son para sustituir vacaciones, Povisa ha impulsado un plan especial de empleo destinado a nuevos enfermeros y técnicos de rayos, garantizando su permanencia en el hospital durante seis meses.

A todos los empleados contratados en verano se les realiza una evaluación de desempeño laboral. Los que son aptos, una vez finalicen su contrato de verano, pasan a formar parte de la bolsa de contratación de Povisa para que puedan volver a trabajar en el hospital en un futuro.

Una de las principales fuentes de reclutamiento es la propia Escuela de Enfermería de Povisa, donde se forman anualmente a unas 250 personas de diferentes especialidades sanitarias. El director de Recursos Humanos de Povisa, Francisco Susavila, reconoce que "es un plus que las personas hayan estudiado en la escuela del hospital, porque conocen durante cuatro años el funcionamiento de Povisa y realizan aquí las prácticas". La confianza en estos alumnos es tal que a toda la última promoción de la escuela se le ha ofrecido un contrato laboral en Povisa.

Otra de las grandes fuentes de contratación de la que se nutre Recursos Humanos son los 11.000 currículos que aspirantes han ido dejando en la página web de Povisa en los últimos años. Lo que buscan son candidatos "con una actitud proactiva hacia el paciente", un aspecto que se mima especialmente desde la apertura de la libre elección de hospital en la sanidad gallega. En este sentido, ante candidatos con la misma formación y aptitud, Francisco Susavila lo tiene claro: "El trato, la predisposición de los aspirantes y su capacidad de empatizar y anticiparse a las necesidades del enfermo resultan determinantes en la selección".

De los 255 trabajadores que se han contratado desde el inicio del verano, 111 no habían trabajado nunca en el hospital privado más grande de España. Hay diversidad respecto a los perfiles de los trabajadores contratados. Por una parte, está un elevado volumen de gente joven recién titulada para la que es su primer trabajo después de las prácticas. "Estamos preparando un relevo generacional, muchos de estos chicos sustituirán a los más veteranos cuando se jubilen", afirma el responsable de Recursos Humanos. Y es que un gran porcentaje de trabajadores del hospital privado superan ya los 55 años.

Por otro lado, también hay personas de más de cuarenta años que se han reciclado profesionalmente debido a la crisis económica al no poder encontrar empleo en el sector en el que habían trabajado toda su vida. Ahora han decidido formarse en la rama sanitaria para buscar una nueva oportunidad en Povisa en un mundo totalmente diferente al que estaban acostumbrados.

Compartir el artículo

stats