Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las rebajas más tempranas: se adelantan medio mes con descuentos de hasta el 70%

Las grandes cadenas inician la campaña en la ciudad sin esperar a julio - Cheques regalo o sorteos de productos, los ganchos del comercio tradicional para competir

A por la ganga antes de julio

Para ver este vídeo suscríbete a Faro de Vigo o inicia sesión si ya eres suscriptor.

A por la ganga antes de julio

Cuando julio era sinónimo de rebajas. La frase quedará para futuras generaciones como un refrán porque si hay una palabra con la que definirlas es residual. La atemporalidad que guía ahora los saldos provoca que miles de escaparates de la ciudad se engalanen con suculentos descuentos sin que se inicie la campaña estival. Es más, estas rebajas no solo buscan despejar los almacenes de prendas de pasadas ediciones, sino que inundan las etiquetas y estanterías de la ropa de nueva temporada. "Summer Collection al 50% de descuento". Este es solo uno de los ejemplos, ya que las rebajas suman máximos del 70%, especialmente en las grandes firmas como Cortefiel o Woman Secret, que confían hacer su agosto con la ropa de baño y complementos de playa. Su estacionalidad ha dado paso a una guerra de precios que, por un lado deja sin sentido a las denominadas como "segundas rebajas" y pone en jaque al comercio local, obligándolo a buscar nuevas formas de atracción así como promociones o campañas de fidelización de clientes.

Un barrido rápido por Príncipe o Urzáiz es suficiente para observar estas campañas, muchas de ellas se amparan en tradicionales promociones como el 2x1 o la segunda unidad a la mitad de precio. "Cada cadena tiene su propia promoción pero sí es verdad que en lo relativo a tiendas locales intentas sumarte a ellas. Por ejemplo, en primavera hicimos una campaña de descuentos durante 24 horas en nuestras tiendas, un plan parecido al que hace una gran superficie. Intentas adaptarte a ellos, aunque no es igual", aprecia el portavoz de los comerciantes de Príncipe, Enrique Núñez, quien critica la libertad horaria para exprimir las rebajas según convenga a cada negocio. "Sería muy positivo para el sector un cambio en la Ley de rebajas, que vuelvan los periodos de dos meses de rebajas. Antes eran campañas fuertes, ahora al haber rebajas todo el año ya no tienen tanto sentido", sostiene Núñez.

Esta situación obligó al comercio local a reinventar, pero no tanto con grandes descuentos, máxima con la que no pueden competir, sino otras formas de captación de clientela. A finales de mayor, los comerciantes de Teis decidieron engalanar sus calles y premiar a los clientes más fieles. "Como homenaje al mar, decidimos colocar cientos de guirnaldas y cintas azules simulando las olas por todas las calles donde haya un socio nuestro, y la verdad es que la respuesta de los clientes y de los comercio fue muy buena, queremos darle alegría y color al barrio. Son otras formas de promoción que vemos están siendo efectivas", apunta Roberto Giráldez, miembro de la asociación de comerciantes de Teis.

Su homóloga en Traviesas, María Jesús Álvarez, señala que realizan encuestas entre sus miembros para descubrir mejores formas de atraer clientes. "Nos centramos mucho en fechas específicas, como el día del padre, de la madre, san Valentín...y a raíz de ahí ofertamos promociones, por ejemplo, cheques regalo para gastar en nuestras tiendas. Es una forma de incentivar las ventas y de reinvertir en nuestros negocios, esto es lo que buscamos y los resultados han sido fenomenales. En otro caso con compras superiores a dicha cantidad damos un regalo. La vez pasada casi los agotamos; son promociones que tienen salida. Hay que buscar cosas nuevas y atractivas", matiza.

¿Y los centros comerciales? Al contar con tiendas tan diversas y de múltiple naturaleza: restauración, ocio, deporte, textil, etc., resulta complicado trazar una campaña conjunta, si bien organizan actividades para favorecer las compras, y que estas repercutan en el recinto. "Nos centramos mucho en hacer actividades y talleres infantiles, así los padres pueden hacer sus compras tranquilamente. Dejan a sus hijos con una cuidadora de forma gratuita, solo tienen que presentar un tíquet de más de 5 euros de alguna de las tiendas de nuestro centro comercial y pueden disfrutar de las compras", señalan desde el Centro Comercial Travesía.

Además de esta actividad, también promueven sorteos de escaparates para incentivar y animar a las compras. "El último que sorteamos fue una moto y otras prendas por valor de 4.000 euros. Estas promociones tienen mucha salida, lo importante es que la gente venga a consumir y por el momento estamos muy satisfechos", advierten.

Compartir el artículo

stats