23 de mayo de 2019
23.05.2019

El segundo día de paro en Primaria reedita el seguimiento mayoritario de la primera jornada

El comité celebra el éxito de los días de huelga, cuyo respaldo ayer fue total en centros como Coia o Teis

23.05.2019 | 01:35
Centenares de vigueses se concentraron ayer en apoyo de los médicos de Atención Primaria. // J. Lores

La segunda jornada de paro en los centros de salud del área viguesa reeditó el respaldo mayoritario del día anterior con más del 91% de los médicos de familia y el 97% de los pediatras de Atención Primaria, según los datos facilitados por el comité de huelga, que celebra el éxito de la convocatoria. "El seguimiento es espectacular y queda claro que no somos una minoría radical, sino una mayoría enfadada con la gestión", defienden.

El Sergas, por su parte, volvió a rebajar el porcentaje al 36% en el turno de mañana y al 38,93% en el de tarde -34% incluyendo a los PAC-. Estas cifras tienen en cuenta a todos los facultativos y no descuentan los servicios mínimos ni los profesionales que están de baja o día libre, lo que sí hacen los convocantes, además de centrarse solo en los médicos de familia y pediatras.

Los responsables del área sanitaria también destacaron ayer el cumplimiento de todos los servicios mínimos, pidieron disculpas a los ciudadanos y agradecieron la "responsabilidad y compromiso" de los médicos que no secundaron el paro "con independencia de la presión del entorno".

La huelga arrancó a las ocho de la mañana y en los centros de salud de Coia, Nicolás Peña, Navia y Teis fue del 100% en los turnos de mañana y tarde tanto por parte de los médicos de familia como de los pediatras.

Los facultativos que secundaron el paro volvieron a reunirse por la mañana ante el centro de salud de Rosalía de Castro y recibieron muestras de apoyo de los compañeros que integraban los servicios mínimos, así como de profesionales de centros de salud de toda Galicia, que también se concentraron para mostrar su solidaridad a lo largo de toda la jornada.

Ante la falta de respuesta por parte de la Xunta a los dos días de huelga, el comité remitió ayer un burofax al conselleiro de Sanidade para comunicarle que continúan "abiertos a la negociación y el diálogo" con él, ya que consideran "totalmente inviable" hacerlo con el actual gerente del área viguesa, Félix Rubial, por "su actitud pública" con los profesionales que apoyan el paro.

"Decir que no negociamos es insultante. Nos pasamos más de año y medio haciéndolo, cuando lo que tenían que haber hecho ellos era tomar medidas. No estamos nada cómodos en el conflicto, nos dedicamos a resolver problemas, no a crearlos. Esperamos que los políticos hagan su trabajo y reconduzcan la situación. Lo único que hacemos es defender un sistema público, un bien de todos, pero parece que hay gente a la que no le entra en la cabeza", señalan desde el comité.

Los convocantes emitieron un comunicado para recordar los motivos de la huelga y advertir de "una situación evidente de riesgo sanitario poblacional" derivada de la "escasez y envejecimiento" de los facultativos, lo que provoca consultas masificadas a diario, así como del acceso "absolutamente acorazado" a los servicios hospitalarios.

También agradecieron el respaldo de los sindicatos médicos CEMS y OMEGA, así como de la CIG, y del Colegio Médico de Pontevedra "desde el primer momento".

Los dos días de paro finalizaron por la tarde en la Farola de Urzáiz con una concentración a la que asistieron cientos de ciudadanos. Los convocantes volvieron a hacer públicas sus reclamaciones: un tiempo mínimo de 10 minutos por paciente, garantizar la derivación a los servicios hospitalarios, facilitar el acceso "real" a la tecnología diagnóstica, dotar a los centros de recursos tecnológicos y la dimisión del gerente del área sanitaria.

Las principales ciudades gallegas -en Ferrol fue el martes- también acogieron concentraciones en solidaridad con los médicos vigueses.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes