11 de abril de 2019
11.04.2019

La Diputación busca convertir la provincia en un destino turístico inteligente de referencia

- Silva: "Quien no emplee las nuevas tecnologías perderá los trenes del futuro y el presente" - Los profesionales destacan que Pontevedra está preparada y valoran la inversión provincial

11.04.2019 | 01:36
De izquierda a derecha, el diputado provincial de Turismo, Santos Héctor; el director general del Instituto de Calidad Turística Española, Fernando Fraile; la presidenta de la Diputación, Carmela Silva; el delegado de Zona Franca, David Regades y el responsable del sistema de gestión de Peinador, Javier Yagüe. // J. Lores

La palabra smart (inteligente) está de moda. Buena parte de lo que nos rodea empieza a llevar aparejado ya este calificativo: teléfonos móviles, televisores, neveras, coches e incluso ciudades. Y la Diputación de Pontevedra quiere situarse en el futuro yendo todavía más allá y convirtiendo a Vigo, a las Rías Baixas y a toda la provincia en un destino turístico inteligente de referencia. "Tenemos que emplear las nuevas tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para transmitir lo que nos identifica. Quien no haga esto en este siglo XXI perderá no solo el tren del futuro, sino también del presente", subrayó su presidenta, Carmela Silva, durante las II Jornadas TurisTIC que se celebraron ayer en Vigo y que congregaron a más de 200 especialistas del sector. El alcalde, Abel Caballero, participó en la clausura de la jornada y destacó la importancia del turismo como una industria "infalible, sólida, en crecimiento y con mayor capacidad de valor añadido".

Buena parte de los profesionales que asistieron y participaron en el evento reconocieron públicamente durante el acto los avances que en este campo está dando la Diputación. "La provincia está totalmente preparada porque las instituciones se están implicando", resaltó Carmela Pereira, de Namorarte. O el director de división del potente grupo turístico Globalia, Marco Táboas, quien se dirigió directamente a Carmela Silva durante su intervención para animarla en su objetivo de convertir a la provincia en un referente. "No llegas tarde para asustarte, porque estás entregadísima", le felicitó.

El delegado de Zona Franca, David Regades, también participó en una de las mesas redondas. "El turismo, las ciudades y las empresas inteligentes serán lo que consiga retener el talento en nuestro país. Y Zona Franca será siempre un estrecho colaborador, porque la colaboración es fundamental", resaltó. De hecho, los participantes pusieron el acento en la necesidad de que la administración pública y la empresa privada vayan de la mano en este camino. "A las empresas les hace falta también esa ayuda para la implantación de las nuevas tecnologías. Por eso debe haber colaboración para poder avanzar. Pero no solo con colaboración entre lo público y lo privado, sino también entre las propias empresas", plantea Fernando Fraile, director general del Instituto para la Calidad Turística Española (ICTE).

Pero aunque las nuevas tecnologías se presentan como el principal pilar para poner en marcha el turismo del futuro, un escenario en el que el viajero será cada vez más una parte activa y no un simple cliente al que se le vende un paquete vacacional, este camino precisa del talento humano. "Lo más importante son las ideas y la inteligencia humana, que son las que cambian el mundo. Y aquí estamos sobrados de talento", subrayó la presidenta de la Diputación.

Peinador, pilar fundamental

Silva puso también el acento en la necesidad de contar con buenas comunicaciones. "Necesitamos tener un aeropuerto potente y moderno para que los turistas puedan llegar. No invertir en Peinador es una irresponsabilidad", aseguró tras la intervención de Javier Yagüe, responsable del sistema de gestión del aeropuerto de Vigo quien, en su turno de palabra, resaltó que los vuelos son una "pieza clave" para el turismo y avanzó el objetivo de la dirección de la terminal viguesa de alzarla como la mejor de Europa en calidad para el viajero.

Aunque los objetivos expuestos durante las jornadas son muy ambiciosos, los participantes expusieron algún obstáculo que es preciso salvar. "Hace años no había datos y nuestros planes de basaban en intuiciones; hoy en día es todo lo contrario: tenemos un exceso de información", expuso, en consonancia con la mayoría, Meritxell Marcos, directora de paradores de Cambados y Pontevedra. Recogerlos, cruzarlos y saber cómo trabajar con ese big data para convertirlo en conocimiento y poder ofrecer la mejor experiencia a los turistas es uno de los retos que se marcan y, al mismo tiempo, una de las grandes claves para que un destino turístico pueda afianzarse como inteligente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes