11 de diciembre de 2018
11.12.2018

El exedil de Nigrán imputado en la "Patos" acepta una multa y evita el juicio con jurado

José Álvarez Valverde y el empresario Vicente Costas Pumar admitieron sendos delitos de tráfico de influencias en varias adjudicaciones de obras

11.12.2018 | 02:19
Los dos acusados y sus abogados a la salida de la vista . // FdV

La pieza separada de Nigrán, una de las cinco desgajadas de la megacausa principal de la Operación Patos, se zanjó ayer en la Sección Quinta de la Audiencia con sede en Vigo mediante un acuerdo de conformidad con la Fiscalía de las defensas de los dos únicos imputados que quedaban en el caso, el exconcejal de Vías y Obras José Álvarez Valverde y el contratista Vicente Costas Pumar. El acuerdo evitó la celebración del juicio previsto con un jurado popular.

Los dos acusados confesaron un delito de tráfico de influencias y aceptaron seis meses de prisión, con inhabilitación especial para empleo o cargo público y privación del derecho al sufragio durante cinco años, en el caso del que fuera concejal de Obras de Nigrán, y otros 6 meses de prisión para el empresario. En ambos casos y según el acuerdo alcanzado con la Fiscalía, la pena privativa de libertad será sustituida por una multa con cuota de 6 euros diarios.

José Álvarez Valverde era entre finales del año 2011 y febrero de 2014 concejal de Vías y Obras de Nigrán, mientras que Vicente Costas Pumar era administrador y socio de la constructora Coysagrán SL, con domicilio en el mismo municipio. Los dos acusados reconocieron ayer que tenían una relación de amistad desde hacía años, por lo que el constructor, con ánimo de obtener trabajo para su empresa, "presionaba a Álvarez Valverde para que le consiguiera adjudicaciones de obra pública del Concello, también al margen de las vías legales aplicables para esos contratos.

El edil se sirvió del acceso que tenía a los procedimientos mediante la indicación a los funcionarios encargados de su tramitación de los nombres de las empresas para que presentasen presupuestos, el acceso a los datos de las propuestas económicas de otros competidores o la facilitación de datos para asegurarse que la oferta más beneficiosa fuese la de Coysagran SL.

Dos contratos concretos fueron adjudicados por estos medios a la mercantil: el proyecto de renovación del cierre perimetral, mobiliario urbano y especies arbóreas en la Praza da Carrasca el 5 de febrero de 2014, y un contrato menor para la ejecución de aceras en dos viales de enlace con Praia América, adjudicado por decreto de aprobación del gasto en septiembre de 2013.

El escrito de acusación resalta que no consta que el concejal obtuviese ningún beneficio personal, ni aparece cuantificado el beneficio obtenido por la empresa.

Hay una tercera obra investigada para la que el entonces concejal de Obras realizó actos similares en marzo de 2013 a favor de Coysagram SL en un contrato de adquisición de farolas fernandinas para Patos, Panxón, Praia América y Praia da Madorra. Se pidieron otras ofertas y se llegó a presentar materialmente la oferta en el registro, pero por un error de interpretación de las bases no le fue adjudicado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca
Comeza un ano máis o Concurso Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo nos contan como ven eles as Illas Cíes