La asociación de vecinos del Casco Vello de Vigo ha denunciado que el cierre del centro de salud de Beiramar supondrá una "masificación", el "deterioro de la calidad" sanitaria y la "deslocalización" asistencial de los pacientes.

De esta forma, la junta directiva de la asociación ha trasladado a la conselleira de Sanidade, Rocío Mosquera, un escrito manifestando su oposición al cierre del centro de Beiramar y al traslado de sus pacientes al de Rosalía de Castro.

Tal y como ha manifestado, esta decisión es "un escalón más" en el proceso de recortes en la sanidad pública y "en el deterioro" de las prestaciones y la atención sanitaria. De hecho, ha señalado que la concentración de los servicios en el edificio de Rosalía, "que ya atiende a miles de ciudadanos, contribuirá a la masificación y al deterioro de la atención a los pacientes".

Además, ha incidido en que supondrá la deslocalización respecto de la población a la que atiende, ya que "dejará a miles de personas sin un centro de salud próximo a sus domicilios" y les obligará a hacer "un gasto adicional en transporte privado o público".

Por todas estas razones, la asociación de vecinos ha concluido que la permanencia de la atención sanitaria en su localización actual, un centro sanitario público, "es más beneficiosa para la ciudadanía que atiende".