Volar desde Vigo a prácticamente cualquier parte del mundo haciendo solo una escala y facturando el equipaje únicamente en Peinador es ya posible. La aerolínea Vueling que conecta la terminal viguesa con Londres cerró ayer un acuerdo con British Airways, la principal compañía británica, mediante el que los viajeros podrán comprar billetes combinados de ambas empresas. "Todos los pasajeros de Vigo que vuelen a Heathrow podrán conectar de manera directa a la amplia red de destinos en los cinco continentes que la compañía de bandera británica tiene desde su aeropuerto principal", destaca la aerolínea de "bajo coste" española.

Esta ventaja que ahora pone en marcha Vueling fue uno de los motivos que llevó al Concello a firmar un contrato de patrocinio publicitario con esta ella para que conectara Vigo con Londres, tanto durante esta temporada estival, como en la pasada. Si bien es cierto, el consejero delegado de la compañía, Álex Cruz, anunció en marzo de 2011 que esta conectividad con British Airways podría darse ya desde finales de ese año. Finalmente el acuerdo no llegó hasta ayer.

La compañía no solo destaca la importancia que tiene para los vigueses que Vueling y British Airways operen sus aviones en código compartido, sino que arguye que esto servirá también para captar turistas hacia la ciudad olívica. "Este acuerdo favorece la llegada de pasajeros internacionales procedentes de diferentes ciudades del mundo vía el aeropuerto de Heathrow y enlazando con las conexiones que Vueling opera hacia Vigo desde el principal aeropuerto de Gran Bretaña", apuntan.

La conectividad se podrá realizar los martes, jueves y sábados, que son los días de la semana durante los que la aerolínea opera el vuelo a Londres. El acuerdo con el Concello se extiende hasta finales de octubre. A partir de ahí, y si la aerolínea no continúa la ruta a riesgo y ventura o llega a un nuevo acuerdo económico con el gobierno local, previsiblemente se cancelará la ruta durante el invierno.

"A través de agencias de viajes ya es posible comprar un billete, por ejemplo, para Vigo-Bombay o viceversa con la ventaja tanto de adquirir todas las tarjetas de embarque en el aeropuerto de origen como de facturar las maletas en el aeropuerto de salida y no recogerlas hasta aterrizar en destino", ejemplifican.

Nuevos acuerdos

Esta mejora de la conectividad podría venir acompañada de otras. La aerolínea, que opera dos frecuencias diarias a Barcelona desde Vigo, permite ya desde 2010 realizar vuelos compartidos con escala en El Prat. A esta medida, y a los acuerdos que mantiene con Iberia, se suma ahora el de British Airways, que no será el último. "Vueling espera cerrar entre dos y cuatro nuevos acuerdos con otras aerolíneas. Estas alianzas consolidan uno de los objetivos de la compañía para este ejercicio, que es el crecimiento y la expansión internacional que aporten tráfico y nueva capacidad", explican.

Además del vuelo a Londres subvencionado por el Concello (450.000 euros) y de las dos frecuencias diarias a Barcelona, la aerolínea opera también este año en verano un enlace a Palma de Mallorca con tres frecuencias semanales.