10 de octubre de 2009
10.10.2009
Centros de enseñanza de conducción cuelgan el cartel de "se vende"

Treinta autoescuelas deciden traspasar el negocio por el desplome de las matrículas

Representan más de la tercera parte de las existentes en Vigo -"Se están regalando; con mantener al antiguo propietario como profesor es suficiente", lamenta el sector, que cifra en un 70% el descenso de alumnado

09.10.2009 | 23:43
Alumnos en una clase teórica de una de las setenta y ocho autoescuelas de Vigo

Autoescuelas de Vigo buscan compradores. Alrededor de una treintena de estas empresas en la ciudad ya cuelgan el cartel de "se vende" ante la imposibilidad económica de mantener a flote sus negocios. En sólo un año la caída de alumnado ha alcanzado el 70 por ciento, según afirman desde el propio sector. El espectacular desplome de matrículas también ha provocado el cierre de dos centros en la ciudad y la absorción de otros seis por parte de entidades de mayor tamaño. "Son las únicas que pueden hacer frente a una situación tan complicada como la que vivimos, aunque no se encuentra comprador fácilmente; casi treinta están deseando traspasarse", señala el secretario de la Asociación Provincial de Autoescuelas, Germán Pérez.
Las escuelas de conducción que están a la venta,y que representan más de una tercera parte de las 78 que existen en Vigo, continúan ejerciendo su actividad con la esperanza de que "más bien pronto que tarde" un compañero de oficio se haga cargo de la empresa. "Aunque públicamente no se anuncie que se oferta el traspaso, internamente, en la asociación, no se para de preguntar si hay interesados en determinados centros, todos ellos con uno o dos profesores", explica Pérez.
En la mayor parte de los casos las únicas condiciones que fija el propietario de la autoescuela son que el nuevo dueño lo mantenga como profesor y que asuma las cuantías que quedan por pagar de los créditos de los coches, en el caso de los vehículos nuevos. "Se están regalando; se exige la conservación del personal y poco más, y aún así, no se anima nadie", lamenta.
La esperanza parece no estar presente. El presidente del colectivo, Antonio Bugallo, augura que hasta mediados del próximo año el sector no alcanzará una recuperación "considerable". "Si es que llega", apostilla. "En autoescuelas pequeñas lo habitual es que se matriculen en torno a diez personas cada mes, y en algunas no ha entrado nadie desde hace bastantes semanas", añade Germán Pérez.
Las autoescuelas no atraviesan su mejor momento, y sus alumnos tampoco. Ya se han registrado casos de personas a las que les ha vencido el examen teórico por carecer de fondos para sufragar el práctico. "Pierden la teórica y cuando puedan volver a matricularse, tendrán que pagar otra vez desde el principio", explican.

¿Futura fusión?
Desde el sector insisten en que actualmente la oferta "es muy superior" a la demanda, por lo que vaticinan que en un futuro no muy lejano –si las autoescuelas continúan registrando datos negativos – "estaremos obligados a realizar fusiones entre empresas", considera el secretario de la asociación. "Hay que ser realistas; estamos muy mal, y sobre todo los centros de Vigo. Los que se ubican en otros municipios del área lo llevan mejor porque allí no hay tanta competencia", afirma Pérez.
Las medidas que se tomarán para minimizar el impacto de la crisis todavía no han aflorado en el sector. La mayoría se decide por el traspaso del negocio. "Los centros de mayor tamaño y envergadura van capeando el temporal, pero los pequeños lo tienen más difícil", indica el presidente de la Asociación Provincial de Autoescuelas de Pontevedra, Antonio Bugallo.

La crisis desencadena "una guerra de precios"

La más que conocida crisis económica y la consecuente caída de matrículas han provocado en Vigo una auténtica batalla entre las autoescuelas por ganar alumnos. "Cada centro fija sus precios y se las arregla como puede para captar la poca gente que en estos momentos se puede sacar el carné", señalan desde la asociación provincial. Pese a todo, el secretario del colectivo indica que las matrículas rondan los 120 euros y las mensualidades por acudir a las clases teóricas los setenta. En cuanto a las prácticas, no se exige un mínimo obligatorio. "Normalmente cada alumno hace alrededor de veinte, aunque hay personas que necesitan más", matiza. Cada clase de conducción cuesta unos 25 euros y las tasas de Tráfico ascienden a 85 euros.
Tradicionalmente, Vigo ha sido una de las ciudades gallegas en las que más caro resulta obtener el permiso de conducir. "Mantenemos las tarifas de hace cinco años, y en algunos casos son un 10 por ciento inferiores a las que deberíamos ofrecer. No podemos rebajarlas más", defiende el presidente de la asociación provincial, Antonio Bugallo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

Calendario laboral y escolar 2017/2018

Calendario laboral 2018 en Galicia

Calendario Laboral 2018 en Galicia

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos en  Vigo y en Galicia , así como el Calendario escolar 2017/2018 .

 

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia



Enlaces recomendados: Premios Cine