08 de julio de 2008
08.07.2008

Caballero garantiza la entrada soterrada del AVE y "ni una sola expropiación"

08.07.2008 | 10:33
Las obras del AVE hacen gala de "alta velocidad" en Redondela.

Caballero da por zanjada la polémica de la entrada del AVE en la ciudad. La alta velocidad llegará a Vigo por un túnel de 8 kilómetros y no habrá ni una sola expropiación. Las órdenes de desahucio enviadas por el Ministerio de Fomento a varias familias de Teis se quedan en papel mojado. Al menos ésta es la garantía que trasladó ayer el regidor local: "No habrá expropiaciones. Pueden estar completamente tranquilos. Ya dije que yo respondo", enfatizó el alcalde.

El regidor presentó el anuncio de la entrada soterrada del tren de alta velocidad como la "paralización política" del problema. Ahora falta la burocrática. Fomento continúa con la tramitación administrativa en base al anterior proyecto, que contemplaba la entrada del tren en superficie y que obligaba a la expropiación en el barrio de Teis. Este fue el motivo que esgrimió el alcalde para justificar el envío de las órdenes de desahucio a los vecinos. Caballero anunció que solicitará al Gobierno central que congele también la burocracia. "El trazado viejo dejará de ser oficial cuando esté elaborado el anteproyecto del nuevo túnel", expuso.

Por escrito

Pese a la insistencia del alcalde en garantizar que no habrá expropiaciones, los vecinos afectados de Teis sólo cuenta con una palabra, la de Caballero. Fomento todavía no les ha garantizado por escrito que el proceso de expropiación de sus viviendas queda paralizado. No obstante, siete familias ya han invertido en otros inmuebles. Todas, a excepción de una, manifestaron que quieren marcharse. El alcalde tiene otra percepción: "A mí los afectados me dijeron que no querían las expropiaciones. Que deseaban seguir viviendo en sus casas. Incluso lo reiteraron en el anterior pleno celebrado", recordó. "Los vecinos podrán dormir tranquilos y para siempre en sus casas", enfatizó el alcalde pese a que ahora es precisamente lo que la mayoría no quiere.

El portavoz de los afectados, Manuel Antonio Sotelino, insiste en que el proceso de expropiación debe seguir. Tras dos años de trámites temen que la paralización del proceso les salga ahora demasiado cara. "Los abogados nos dicen que una vez que se inició la expropiación ésta debe terminar. Recuperar nuestras casas podría suponernos un coste de unos 12.000 euros", advierte.

Pese a estas diferencias, Caballero lanzó un mensaje de tranquilidad a los vecinos que ya se han hipotecado. "La ley de expropiación forzosa contempla el resarcimiento de los gastos que éstos hayan podido realizar a lo largo del proceso", informó. No obstante, los vecinos desconfían de que se les devuelva todo el dinero invertido a lo largo de los últimos dos años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Finalizou o Concuro Illas Cíes no que os nenos e nenas de Vigo traballaron para contar como ven eles as Illas Cíes