El concejal y portavoz del grupo municipal del Partido Galeguista, Manuel Soto, se mostró indignado por el acuerdo alcanzado en la reunión celebrada ayer en el Concello.

"Primero no me avisan de la reunión, ni se convoca de forma oficial, como me atestiguó el secretario municipal. Y luego, adoptan una decisión que va en contra del desarrollo futuro de algo tan importante como Citroën o el puerto, porque anulan la conexión con Bouzas", argumentó el edil vigués.

Soto, fue más lejos al señalar que "si el acuerdo se plasma en alegación para remitir al Ministerio de Fomento, que no cuenten conmigo, pero que no cuenten para ahora y para el futuro gobierno que se pueda formar tras las elecciones de mayo. Un partido que suscriba esto no contará con nuestro voto para gobernar la ciudad en el próximo mandato".

"Si se hace esta barbaridad, se rompe cualquier consenso que pueda haber en otras cuestiones como el Plan General, y ya anuncio que lo recurriremos con todas las armas legales a nuestro alcance. Estoy con la propuesta de UGT, de hacer un viaducto para evitar las afecciones en Sárdoma. Lo contrario es un atentado a Vigo", concluyó.