La legislación establece que tienen la obligación de prestar alimentos los cónyuges entre sí, los descendientes (hijos y nietos), los ascendientes (padres y abuelos) e incluso los hermanos entre sí. En este último caso, se especifica que la pensión sólo se pasará si es imprescindible y que el alcance de la misma se limitará a los auxilios mínimos.

- ¿Qué son los alimentos? Desde el punto de vista legal se entiende por "alimentos"· no sólo la comida, sino todo lo que es indispensable para el sustento, como el alojamiento, el vestido y la asistencia médica. También se incluye la educación cuando son menores, o mayores de edad que no terminaron su formación.

- Formas de prestación Los "alimentos" se pueden prestar de dos formas distintas. La primera sería con el pago de una cantidad en metálico de forma mensual. También se puede acoger al pariente necesitado en la casa del que deba mantenerlo. El incumplimiento puede llevar a un delito de abandono de familia.

- ¿Cómo se solicita? La petición de esta ayuda se realiza mediante la presentación de una reclamación (demanda) ante el Juzgado de Primera Instancia.