Los servicios jurídicos del ayuntamiento estudian, según la alcaldesa, la providencia judicial que obliga a cumplir una sentencia contraria al aparcamiento de Rosalía de Castro y que provocará el cierre de las instalaciones, con 693 plazas de estacionamiento.

"No olvidemos cómo se adjudicó ese aparcamiento... a particulares porque sí, en una junta de compensación, regalo de Navidad", dijo.

Corina Porro dice que ya encargó que se estudiasen "todas las posibilidades, pero no se puede volver al punto cero del urbanismo de la ciudad". Esta resolución es "muy preocupante", para la alcaldesa y "una de las irregularidades urbanísticas más graves", según Núñez Feijóo.

Corina también admitió que esta actuación, incluida en un ámbito cuyo planeamiento fue declarado ilegal, no es susceptible de legalizarse en el nuevo PXOM. La alcaldesa quiso recordar a "miles de familias pendientes de un hilo y lo que hacen es marear la perdiz", en referencia al proceso de aprobación del Plan de Urbanismo, que depende de la Consellería de Política Territorial. Aunque culpa al plan aprobado durante el gobierno socialista de 1993, dijo que lo mejor es "pasar página y mirar hacia delante" como forma de solucionar los problemas de la ciudad.