El vandalismo sobre trenes de Renfe en Galicia costó el año pasado 265.000 euros

Los desperfectos por graffitis causaron un daño económico en España de 25 millones

REDACCIÓN

El vandalismo grafitero sobre los trenes de Renfe generó un coste de 25 millones de euros en todo el Estado durante el año pasado. En Galicia se registraron un total de 79 actos vandálicos, con un coste de casi 265.000 euros.

Además de los gastos de la propia limpieza de trenes, se suman los indirectos como son la inversión en seguridad, tanto de personal como de otros sistemas de videovigilancia, o la futura implementación de drones, según informó la compañía. También se unen las molestias para los pasajeros y los retrasos debido a la necesidad de limpieza de vagones.

Durante el año pasado, los vándalos han pintado cerca de 80.000 metros cuadrados de superficie en trenes, de los cuales 1.114 metros cuadrados se hicieron en Galicia.

En total, Renfe denunció 3.559 intrusiones de grafiteros en sus instalaciones.