Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Xunta: la Fegamp se equivoca al calcular el impacto en los recibos de la futura ley del agua

Obras en la depuradora de Placeres (Pontevedra). | // GUSTAVO SANTOS

La controversia política por la futura ley gallega de mejora de ciclo del agua sumó ayer otro desencuentro al replicar la Xunta a la denuncia formulada por la Federación Galega de Municipios e Provincias (Fegamp) de que la nueva norma supondría incrementar en un 60% el recibo del agua para una familia media. La Consellería de Infraestruturas respondió que la Fegamp trabaja con “cálculos erróneos” y con una “aplicación equivocada” de las tarifas previstas para los distintos tramos de consumo.

La reacción del Ejecutivo autonómico se produce un día después de la reunión mantenida entre conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, y el presidente de la Fegamp, Alberto Varela, tras el cual los concellos advirtieron de la excesiva subida del recibo del agua debido a la ley que está preparando la Xunta y de la cual las cuatro diputaciones interpretan que invade sus competencias.

La Administración autonómica asegura que en esa reunión los técnicos de Augas de Galicia ya le advirtieron a los representantes de la Fegamp de esos “errores” en sus cálculos y de que estaban utilizando mal la aplicación de las tarifas, además de sumar tasas “que son excluyentes entre sí”.

Reordenamiento tarifario

La consellería explica que el anteproyecto de ley de mejora del ciclo integral del agua propone un modelo tarifario que se aplicaría “únicamente en los casos en los que los ayuntamientos decidan, voluntariamente, solicitar que la Xunta asuma la gestión de la depuradora municipal”.

De igual modo, aquellos que le encomienden la gestión de sus servicios a la Administración gallega, esta norma “no lleva aparejadas nuevas tasas a los usuarios ni un incremento”, sino “simplemente una reordenación” de aquellas que “ya existen. “De esa manera, las tasas que cobraban antes los ayuntamientos por los servicios que ahora encomiendan a Augas de Galicia pasarán a ser autonómicas”, prosigue la Xunta.

En cuanto a aquellos municipios donde Augas de Galicia ya gestiona la depuradora, la consellería recuerda que ya recauda la tasa llamada “coeficiente de vertido” que, bajo la nueva ley, pasaría a llamarse “canon de gestión de depuradoras”.

Además, en los municipios donde la Xunta se ocupe de la gestión de colectores de saneamiento, la Administración autonómica recaudaría el canon correspondiente y los ayuntamientos “ya no podrán cobrar” por ello. “Por lo tanto, no es adecuado sumar en los términos en que lo hace la Fegamp ambas tasas”, matiza.

Compartir el artículo

stats