Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Xunta recibe cada mes dos denuncias de maltrato a mayores en el ámbito doméstico

Una anciana y su hija

Una anciana y su hija Carlos Pardellas

La vulnerabilidad de las personas mayores puede derivar en ocasiones en casos de maltrato. Éste puede producirse no solo por agresiones físicas, sino también por daños psicológicos, atención negligente o abuso financiero e económico.

La mayoría son por atención negligente y abandono | Durante 2020 bajaron un 27% los casos comunicados a través del Teléfono Social

En Galicia la Xunta dispone de un servicio telefónico gratuito (900 333 666) que, además de ofrecer información a los ancianos, funciona como canal para comunicar situaciones de malos tratos. En 2020 recibió una treintena de denuncias, es decir, una media de dos al mes, todas ellas vinculadas al ámbito doméstico y no en residencias, según aclara la Consellería de Política Social.

La pandemia derivó en una reducción del 27 por ciento en las denuncias por maltrato a mayores. En 2019 se había registrado la cifra más elevada de los últimos años de casos de malos tratos comunicados a través del llamado Teléfono Social: un total de 37. En total, en los últimos cinco años fueron casi 150 los avisos a la Xunta por este tipo de situaciones.

En el último año todas las denuncias fueron en el ámbito doméstico y la mayoría fueron catalogadas como casos de negligencia (10), seguidas de abandono (9), maltrato psicológico (5), además de un caso de maltrato físico y otro de abuso material y económico.

Una persona mayor en la calle. Xoán Álvarez

La línea 900 333 666 (que está actualmente integrada en el contrato del 012) fue activada en el año 2001 y presta atención durante 24 horas los 365 días del año. A este teléfono pueden llamar mayores, dependientes o personas con discapacidad para obtener información sobre los recursos existentes, pero también para denunciar situaciones de malos tratos, que también se pueden comunicar a través de un correo electrónico.

Las llamadas pueden ser anónimas y en la mayoría de los casos son familiares o conocidos los que hacen la denuncia. Cuando se recibe una llamada de este tipo se remite el caso a los servicios sociales de cada ayuntamiento que son los que se encargan de verificar si la denuncia es cierta. Si es así se envía el informe social al Ministerio Fiscal y se procede al ingreso urgente del mayor en un centro.

  • Las cifras
    1. Casi 150 avisos en cinco años

    El Teléfono Social de la Xunta recibió 149 denuncias por malos tratos a mayores desde 2016. El pico se registró en 2019 con 37 denuncias. Los avisos son remitidos a los servicios sociales municipales.

    2. Solo se denuncia uno de cada 24 casosl

    Se calcula que solo uno de cada 24 casos de malos tratos a ancianos son denunciados. Hay estudios que apuntan a que casi el 16% de los mayores de 60 años sufren malos tratos.

Esta treintena de denuncias que recibe el Teléfono Social de la Xunta es, sin embargo, la punta del iceberg pues los expertos apuntan a que solo se denuncia uno de cada 24 casos de malos tratos a personas mayores por el miedo de los ancianos a señalar a sus familiares, amigos o a las autoridades.

El Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) se hace eco de un estudio realizado en 28 países para hacer una estimación de la prevalencia de los casos de malos tratos a mayores. Según esta investigación, el 15,7 por ciento de las personas de 60 años fueron objeto de alguna forma de maltrato en el ámbito doméstico.

Lo más habitual son las vejaciones psicológicas. El 11,6 por ciento de los mayores las sufrirían, según este estudio. Otro 6,8 por ciento de mayores de 60 años sería víctima de abuso económico por parte de familiares o de las personas que los cuidan y un 4,2 por ciento sufriría las consecuencias de una atención negligente. Menos habitual sería el maltrato físico (un 2,6 por ciento) o el abuso sexual (0,9 por ciento).

Pero esta investigación pone cifras también a las situaciones de malos tratos en instituciones como residencias: un 33 por ciento de los mayores denunció maltrato psicológico en estos centros y un 14 por ciento, agresiones físicas.

A nivel mundial, según los expertos, se prevé un aumento de casos de maltrato a personas mayores debido a que muchos países, como España, están en proceso de envejecimiento rápido y cada vez les resultará más difícil satisfacer las necesidades de atención a la población mayor por falta de recursos.

Compartir el artículo

stats