Los juzgados gallegos dan por superada la etapa de la pandemia. Las montañas de asuntos apilados por el parón que impuso el COVID durante los tres meses del estado de alarma (del 14 de marzo a finales de julio) empiezan a descongestionarse y recuperar niveles precoronavirus. Durante la presentación de la memoria judicial de 2020 y el primer trimestre de este año, el presidente del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG), José María Gómez y Díaz-Castroverde, destacó que “se han evitado contagios, no se ha generado una bolsa de asuntos sin resolver y se ha avanzado en el uso de las tecnologías”.

Tras aludir a los asuntos ingresados en el arranque de 2021 en los órganos de la comunidad (un 12 por ciento más) y los resueltos (18,5 por ciento), hizo alusión a la caída de casos pendientes en relación al arranque del año aunque aumentaron un 4 por ciento respecto al primer trimestre de 2020.

“No es lo ideal, pero teniendo en cuenta la situación, creo que nos podemos mostrar moderadamente satisfechos”, apuntó Castroverde, al tiempo que reconoció una posible “avalancha de casos” en lo Social terminada la prórroga de los ERTE. No obstante, aclaró que ya se han tomado “medidas encaminadas a prever esas circunstancias” al pedir que se mantengan los refuerzos y elaboran un plan de actuación para mejorar la situación de estos juzgados.

Necesidades

Sobre las peticiones de nuevos juzgados que plantean realizar para la comunidad gallega, el presidente del TSXG, calificó de “importante” contar con un nuevo juzgado de Primera Instancia en A Coruña y en Vigo, uno de lo Social en Ferrol, así como juzgados en Viveiro, Vilagarcía, Carballo y Ribeira.

En su comparecencia ante los medios, Castroverde destacó que los órganos judiciales “resistieron bien el gran reto que esta crisis supuso también para el sector judicial” porque las medidas puestas en marcha “evitaron contagios” y se avanzó en el uso de las tecnologías.

Sobre los datos correspondientes a 2020, señaló la caída de los asuntos ingresados en un 11,4 por ciento, pero el confinamiento y la suspensión de la actividad judicial no esencial provocó que los tribunales gallegos dejasen en trámite un 7,4 por ciento más de casos que a finales de 2019.

En relación a esta cifra, el presidente del TSXG admitió que no les satiface, pero destacó que está por debajo de la media estatal, que fue de un 11 por ciento. En el caso de ciudades como Vigo o A Coruña, se situó en el 4 y el 3,4 por ciento, respectivamente.

Alvia

Tal y como ya había avanzado el pasado mes de abril, Castroverde augura que la apertura del juicio oral por el accidente de Angrois “pueda ser en julio” con el objetivo de comience en el primer trimestre de 2022.

“Es un juicio tremendamente complejo”, admitió el presidente del Tribunal Superior de Xustiza, principalmente, al número de partes personadas, más de un centenar, según recordó. Sobre el lugar donde podría celebrarse, ratificó que sería en la Cidade da Cultura.