El exdirector de seguridad en la circulación de Adif Andrés Cortabitarte, que va a ser juzgado por 80 supuestos delitos de homicidio y 145 de lesiones por imprudencia profesional grave por el siniestro del Alvia, ha dejado su puesto de libre designación como alto cargo en la empresa pública. Presentó su renuncia el lunes a la subdirección en la que estaba desde 2017, la de Gestión Logística de Aprovisionamientos.

El ministro de Transportes, José Luis Ábalos, se pronunciaba ayer al respecto al considerar que la salida de la dirección de Adif del alto cargo llega “procedentemente”, cuando la instrucción se ha cerrado de forma definitiva y el fiscal pide para él cuatro años de cárcel. “Ha llegado, digamos, procedentemente, también en función de las calificaciones del propio proceso”, argumentó, a preguntas de los periodistas sobre si no cree demasiado tarde el cese de Andrés Cortabitarte de su puesto de libre designación, cuando la plataforma de víctimas lleva años solicitándolo.

Por su parte, la plataforma de víctimas del accidente considera que los exministros José Blanco y Ana Pastor “tienen que seguir los pasos del exdirector de Seguridad de Adif: pedir perdón, asumir su responsabilidad y dejar cualquier cargo público”, sentencia la plataforma en un comunicado tras conocerse la dimisión de Cortabitarte, para quien la Fiscalía solicita 4 años de cárcel.