El gerente del Sergas, José Manuel Flores, aseguró ayer que el regreso “sin más” de la presencialidad “al cien por cien” en la Atención Primaria supondría “empobrecer la capacidad” del primer escalafón del sistema sanitario “y desandar el camino” emprendido para “fortalecer” este nivel asistencial. Así lo indicó al socialista Julio Torrado en comisión parlamentaria, en la que el diputado censuró que el Sergas “traslade la culpa a los profesionales” del no regreso al sistema de presencialidad tras el modelo de teleasistencia aplicado por la pandemia.