El Instituto Galego da Vivenda e Solo (IGVS) firmará un convenio con la Consello da Avogacía Galega (CAG), para dar asesoramiento gratuito a las personas afectadas por la ocupación ilegal de su vivienda.

El acuerdo se firmará en los próximos días, de manera que el servicio podrá empezar a prestarse en el mes de diciembre y se prolongará durante un año, con una aportación por parte de la Xunta de 27.000 euros. El objetivo es ofrecer asesoramento profesional gratuíto para que las personas físicas propietarias o usufrutuarias de vivendas ocupadas ilegalmente sepan como actuar ante esta situación.

La Xunta elaborará además un mapa de viviendas okupadas en Galicia y enviará “en breve” al Gobierno una propuesta de reforma legislativa para intentar acelerar los juicios y los trámites para que sea más rápido recuperar el domicilio tras una okupación.