Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Gobierno solicita los primeros fondos de la UE para iniciar el Corredor Atlántico

Adif pide casi 2 millones de euros para redactar los proyectos de la línea que utilizarán las mercancías | También se demandan otros 74 millones para el tramo gallego del AVE

El Gobierno solicita los primeros fondos de la UE para iniciar el Corredor Atlántico

El Gobierno solicita los primeros fondos de la UE para iniciar el Corredor Atlántico

El Gobierno español ha solicitado por primera vez fondos a la Unión Europea para iniciar el desarrollo de Corredor Atlántico de mercancías ferroviarias. En total, el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) ha pedido 1,8 millones de euros para cofinanciar una inversión por importe de 3,6 millones destinada a redactar proyectos de la línea León-Monforte-Ourense-Vigo-A Coruña. Es una cantidad modesta, pero hasta ahora este programa no había llamado a las puertas de Bruselas. La razón es que Galicia y Asturias no formaban parte del Corredor Atlántico hasta el pasado año, corrigiendo así una discriminación histórica que dejaba todo el Noroeste sin una línea ferroviaria competitiva por la que enviar y recibir sus mercancías por toda la cornisa oeste de Europa. De hecho, la integración plena aún está sin ratificar, pero también es cierto que solo falta la formalidad final de que la apruebe el pleno de la Eurocámara, circunstancia que se ha retrasado por las elecciones europeas de mayo del pasado año.

Pero es precisamente esta categoría de proyecto "preidentificado" de la red básica de transporte transeuropea, la inclusión del Noroeste en el Corredor Atlántico, la que permite que Adif pueda solicitar fondos para arrancar la modernización del ferrocarril de mercancías en Galicia. Lo ha hecho a través del mecanismo Conectar Europa, un instrumento financiero creado para desarrollar las redes transeuropeas de transporte, energía y telecomunicaciones.

Pero existen algunas condiciones. Entre ellas, que los proyectos presentados para optar a financiación europea estén "maduros", que cuenten con una análisis global de coste-benficio y que ofrezcan garantías de que se puedan desarrollar en plazo, con la fecha del primer semestre de 2024 como límite para la conclusión. "Esta es una condición que obliga a que la propuesta de proyectos se base en actuaciones que estén suficientemente maduras para garantizar plenamente su cumplimiento. Se trata de asegurar, por tanto, las peticiones", argumentan fuentes de Adif.

Estos casi dos millones de solicitan a cargo del programa Conectar Europea, cuyo plazo para presentar las solicitudes concluyó el pasado miércoles. Pero la idea es "incrementar sustancialmente" la petición de fondos en las próximas convocatorias, que son anuales, a medida que avancen los planes", añaden las mismas fuentes. Y será a partir de 2021 cuando más aumenten las solicitudes, dado que para entonces se abrirá un nuevo periodo presupuestario de la UE y el Noroeste ya estará plenamente integrado en el Corredor Atlántico, con lo que se abre el abanido de fondos

El mecanismo Conectar Europa dispone esto año de 750 millones de euros para repartir entre los 27 Estados. En total España ha presentado 9 solicitudes de ayuda por importe de 161 millones de euros. Y_de ellos, la partida más voluminosa -casi 46% del total- corresponde al AVE gallego, que también se puede beneficiar de este programa europeo.

Para esa línea, Adif ha solicitado 74 millones de euros, que se destinarían a financiar las obras de superestructura del tramo Lubián-Taboadela, de las que se excluye la instalación del sistema de seguridad y frenado automático ERTMS.

Para el Corredor Mediterráneo, España ha pedido 45 millones de euros, de los que la partida principal, 41,5 millones, serían para el cambio de vía a ancho internacional del tramo Valencia-Sagunto. Se trata de una cantidad mayor que la requerida para Galicia dado que este corredor está mucho más avanzado que el del Noroeste.

Las propuestas presentadas se evalúan según los criterios de elegibilidad, selección y adjudicación. La agencia europea INEA lleva a cabo la calificación de las propuestas elegibles, con el apoyo de expertos independientes. Una vez que la lista de propuestas recomendadas para financiación es aprobada formalmente por la Comisión Europea, INEA invita a los candidatos seleccionados a preparar y firmar acuerdos de subvención individuales.

En todo caso, dado que son 27 los Estados que compiten por los 750 millones, Adif reconoce como algo seguro que la UE no le va a conceder a totalidad de los 161 millones solicitados, aunque considera que todos los proyectos reúnen las condiciones para optar a este dinero.

Compartir el artículo

stats