Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Electrónica e Informática, los ciclos FP con más alza de empleo en Galicia

Los ciclos formativos sobre urgencias sanitarias e instalación de renovables, entre los que tienen más salida laboral -Los contratos crecen un 60% en dependencia y alimentación

Hugo Barreiro

Hugo Barreiro

El "impulso" de la industria 4.0 y el "fuerte avance" que supone en procesos de automatización industrial y robótica ha disparado la demanda no solo de ingenieros, sino también de personal cualificado a través de un ciclo formativo superior, lo que explica el incremento de un 195% en el último lustro en el número de contratos a técnicos en robots industriales, cadenas automatizadas de montaje y programadores de máquinas. Estas ocupaciones de la familia de "Electricidad y electrónica" son las que lideran, en porcentaje de aumento de 2014 a 2018, al pasar de los 302 contratos a los 891, las salidas laborales en FP. En la misma área, han firmado más contratos los técnicos en electricidad (de 1.016 a 1494), también vinculados a ese "impulso" 4.0, pero el aumento es inferior (47%).

El "avance" de la industria 4.0 también "motiva" el desarrollo de ocupaciones en torno a las nuevas tecnologías en el sector TIC y presentan asimismo datos destacados de salidas laborales en los últimos años los técnicos en urgencias sanitarias, los trabajos relacionados con instalaciones de producción de energías renovables, las profesiones que tienen que ver con atención a la dependencia o la industria alimentaria del pescado.

Así lo constata el estudio "Profesións con máis saídas laborais no ámbito da Formación Profesional", elaborado por el Observatorio de Emprego del Instituto Galego das Cualificacións, que depende de la Consellería de Economía, para determinar los grupos ocupacionales correlacionados con este nivel formativo reglado (o con certificados de profesionalidad) que "reflejan unas mejores perspectivas de empleo" en el mercado de trabajo gallego. Tienen en cuenta datos de profesiones con un crecimiento "sostenido" o "relevante" y el resultado sirve a Economía para "priorizar" los cursos de formación que programa.

Haz click para ampliar el gráfico

En la familia de Informática y Telecomunicaciones, como ocurría con Electricidad y Electrónica, "muchos" profesionales que reclaman las empresas precisan carrera, pero el informe constata un "avance" en demanda de titulados en FP superior. Ocurre con los técnicos en asistencia al usuario de tecnologías de información (técnicos en informática de gestión, en sistemas microinformáticos o en mantenimiento y reparación), donde el aumento es de un 178,6% en contratados desde 2014 (de 201 a 560) y además "sostenido". Entre los programadores informáticos la subida no es tan grande, pero los contratos son más, desde 874 a 1.368.

En la familia profesional de Sanidad el documento solo destaca la ocupación de técnico en urgencias sanitarias, con una subida en un lustro del 130%, hasta 230 contratos, mientras detecta un crecimiento "relevante" de técnicos de nivel superior asociados a las energías renovables, un sector "estratégico". Solo en el último año técnicos en energías renovables y operadores en redes y centros de distribución firmaron un centenar de contratos y suman 376 (un 81,6% más).

El problema demográfico de Galicia con el envejecimiento de la población en el aspecto laboral puede ser una oportunidad. Así lo entiende el informe, que destaca cómo los servicios de dependencia conforman un "nicho de empleo", lo que se traduce en que suben 65% los cuidadores a domicilio y un 42,8% en instituciones (llegan ya a 5.762 y 3.709, respectivamente). En la misma familia de FP, de Servicios socioculturales y a la comunidad, el documento reseña la figura de cuidadores de niños en guarderías y centros educativos. Pese a los datos en rojo en la natalidad, se ganaron en esta área un 32,3%, mil contratos más, hasta 4.050.

La alimentación es un sector estratégico donde crece el empleo de modo "relevante" en conserveras y en panaderías y pastelerías. Así, el documento señala qu e los trabajadores de las industrias del pescado crecieron un 58,3%, hasta los 6.703, mientras que Galicia ganó 637 panaderos, pasteleros o confiteros y ya son 2.349.

Aunque no destaque en porcentaje de aumento, la hostelería es uno de los sectores que más contratos genera (incluso sin el "sesgo" de que una persona pueda firmar varios) y, de los incluidos en el estudio, el que más. El informe analiza la evolución de cocineros asalariados (un 22,6% más desde 2014, hasta los 9.802 en 2018) y de camareros asalariados (un 24,9%, hasta superar los 50.700) y resalta que ambas ocupaciones implican "cierto grado de cualificación" dado que las tareas no cualificados del sector no avanzan de forma "tan positiva y relevante".

Otro sector "emergente", dice el informe, está asociado a la industria de la salud: los servicios estéticos y de bienestar están cada vez más presentes, pero sobre todo el último año. En el sector primario, apuntan el "buen resultado" del subsector forestal o los datos de ocupaciones relacionadas con el metal (soldadores, chapistas y, especialmente, montadores de estructuras metálicas, con 37,4% más de contratos). Otras profesiones que despuntan en empleo son mecánicos (coches o maquinaria agrícola o industrial), con un 36 % y un 28,3% más.

Compartir el artículo

stats