28 de julio de 2018
28.07.2018
Restauración de la Capilla Sixtina del Románico y La apertura al público

Colas de varias horas para alcanzar la Gloria

La obra cumbre del Mestre Mateo estrena su reapertura al público con un flujo incansable de visitantes que no lamentan la espera

28.07.2018 | 02:35
El Pórtico de la Gloria vuelve a recibir visitas. // X. Álvarez

Desde lo alto del Pórtico da Gloria, 800 años contemplan a los visitantes y algunos de los personajes representados en el arco central, como el ángel arrodillado a la izquierda del Cristo redentor, lo hacen exactamente con los mismos colores (azul lapislázuli) con los que los vistió el Mestre Mateo cuando creó el conjunto que se considera la obra cumbre del arte románico.

El color, en unas esculturas con más empeño y suerte que en otras, ha sobrevivido a la historia y a las huellas y agresiones que deja el paso del tiempo en forma de polvo y suciedad y, gracias a un complejo proceso de restauración que se demoró diez años y ascendió a más de 6 millones de euros, desde ayer está al alcance visual de los visitantes.

Cualquiera -al menos en teoría, porque el acceso es gratuito y, por tanto, ajustado a todos los bolsillos- que tenga un poco de paciencia puede verlo. Paciencia, porque ayer las colas que se congregaron en torno a la catedral de Santiago por la mañana se traducían en dos horas, o más, de espera, aunque los afortunados que pudieron disfrutar de los quince minutos de Gloria no lamentaron el sacrificio, como aseguraba, por ejemplo, Pedro López, procedente, junto a su familia, de Requena, Valencia, que visita Santiago por tercera vez y se congratula por poder disfrutar de la versión en tecnicolor de la obra del Mestre Mateo, hasta ayer inédita para el público.

Además, fue de los primeros en contemplar el Pórtico tras el lavado de cara, poco después de que finalizase la Misa del Peregrino, uno de los dos cortes que interrumpieron ayer el constante fluir de visitantes, tal y como estaba ya avisado. Porque, de entrada hasta el 20 de septiembre, se puede acceder al conjunto desde las ocho de la mañana hasta las diez de la noche, excepto durante las celebraciones litúrgicas. Si no se tuvieran en cuenta las paradas, y al ritmo de 25 personas cada 15 minutos, los potenciales visitantes diarios serían 1.400 (con las pausas, más de 1.200) y rondarían los 60.000 en esta primera ronda de visitas. En la Fundación Catedral son optimistas y han imprimido 100.000 tiques.

Además de los cuatro que cayeron en manos de la familia Pérez, que solo pusieron como inconveniente la espera, aunque "mereció la pena", otro de los afortunados y pacientes visitantes que ayer pudieron comprobar in situ el resultado de 50.000 horas de restauración fue Antonio Ciudad, un salmantino septuagenario que llegó a Santiago como lo hacían los romeros en la época del Mestre Mateo, a pie, desde Ponferrada y con brillo en los ojos.

Y si Rubén, un estudiante de Historia del Arte de Pontevedra, se refería a la "increíble labor de restauración" con un sintético y expresivo "no hay palabras", a Antonio incluso le costaba pronunciarlas. Su emoción por disfrutar de la denominada Capilla Sixtina del arte románico era tanta que le caían las lágrimas y solo atisbó a señalar: "Precioso. Una maravilla. Indescriptible".

Entre visitantes de la comunidad y turistas españoles y extranjeros, muchos peregrinos aguantaron el tipo tras la caminata y, como Antonio, esperaron en el Obradoiro. Él lo hizo, comentó, desde las diez, y pudo entrar tras la Misa del Peregrino, pero otras, como Irene, vecina de Pontevedra, que hizo el camino desde Irún y ahora prosigue a Fisterra y Muxía, cuentan a Europa Press que se levantó a las 5,30 de la mañana para hacer cola.

El asombro ante la belleza fue el sentir común, y los adjetivos, reincidentes: "impresionante", "maravilloso" o "indescriptible". Las lágrimas de Antonio no fueron las únicas vertidas por la emoción.

Desde la Fundación Catedral destan cómo la jornada fluyó sin incidentes y con mucha emoción. El esquema se repetirá, en principio, mientras no haya orden en contrario porque las condiciones de temperatura o humedad lo impidan, y en tanto no se "encapsule" el conjunto en otoño para protegerlo de las obras en la seo. Entonces se buscará otra solución para las visitas.

Pero durante los quince minutos de acceso al mirador con vistas a la Gloria, no todo es contemplar las alturas y contagiarse de la reestrenada sonrisa del profeta Daniel. Los visitantes, que son recibidos por un vídeo explicativo para ponerles en contexto, entran con un folleto, su guía particular, para ayudarles a identificar "quién es quién" en el conjunto y de vez en cuando bajan la cabeza para leerlo. Escondido tras la columna central, el Mestre Mateo -"canonizado" por aclamación popular como "Santo dos Croques"- vela con discreción por sus criaturas renacidas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
selectividad 2018 Galicia

Toda la información sobre la selectividad

Consulta aquí toda la información sobre las pruebas de acceso a la Universidad: notas de corte, resultados y noticias


Calendario laboral y escolar 2018/2019

Calendario laboral 2018 en Galicia

Calendario Laboral 2018 en Galicia

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos en  Vigo y en Galicia , así como el Calendario escolar 2018/2019 .

 

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia