La caída electoral sufrida por el PPdeG en las elecciones del pasado domingo empieza a pasar factura a los populares a nivel interno, al surgir las primeras críticas dentro de sus filas por la estrategia de campaña. En una red social el coordinador de Organización del PP y portavoz de Infraestructuras, Alejandro Gómez, mantuvo una conversación con el exdirector de Administración local, Norberto Uzal, en la que reprobó el trabajo del secretario xeral del partido, Alfonso Rueda. Poco después, sin embargo, retiró sus comentarios, pidió disculpas y aseguró que sus palabras fueron fruto de "un desbarre mental entre amigos en un mal momento".

Alejandro Gómez había colgado en la red el artículo de Faro de Vigo titulado: "El PP aboga por cambiar cosas tras admitir que no tuvo un buen resultado". Y añadió con sorna el siguiente comentario: "Rueda... es un gran estratega. Electoral".

El jefe de Organización del PPdeG y exlíder de Novas Xeracións reivindicó a través de la red social que sus "grandes maestros" en campañas electorales fueron dos antiguos predecesores de Rueda en la Secretaría Xeral del partido: el fallecido Xosé Cuiña y Jesús Palmou. "Esos sí que sabían de elecciones", añade.

Norberto Uzal, que trabajó además directamente para Rueda, le da la razón tras una carcajada: "No compares, no hay color". Sus declaraciones no solo se ven reafirmadas por Alejandro Gómez sino que arremete incluso contra Rueda:"Susodicho personaje se cree superior a Cuiña o Palmou. Qué ironía!". A lo que Norberto Uzal apostilla: "Sólo estoy de acuerdo con él en una cosa: Hay que cambiar cosas. Sobre todo una.".

A continuación, el responsable de Organización ironiza con que "hay que añadirle que hay que organizar un mitin en la Plaza de Toros de Pontevedra", en alusión a uno de los actos de campaña que los populares gallegos suelen colocar como centrales y que se celebra en la ciudad de Mariano Rajoy.

"Ya veremos quién les habla a algunos cuando bajen del coche...", agrega Norberto Uzal que abandonó su puesto en noviembre por motivos personales después de avalar la sanción del alcalde de Palas de Rei a la secretaria municipal, orden que fue revocada por el Tribunal de Xustiza.

"Si tú y yo dijeramos un 10% de lo que sabemos... uff... pero vamos a callar", afirma Alejandro Gómez que aclara que "son intringulis internos con aviso a navegantes".

En ese momento, el exalto cargo de la Xunta afirma: "A veces es mejor callar para no hacer daño a terceros inocentes ni al proyecto común. Yo no participo ni participaré en ninguna intriga". Pero sin embargo, añade: "Cuando uno está huérfano de conocimientos, ayuno de principios y repleto de vanidad se acaba cayendo con todo el equipo". La despedida de Gómez es un: "Estoy contigo amigo!".

Gómez terminó borrando la conversación."Mi intención no era ofender a nadie", aclaró en la red social.Sin embargo, Uzal le contesta reafirmándose en sus palabras: "No pienso disculparme porque todo el mundo sabe que mi renuncia (como alto cargo en la Consellería de Rueda) no tuvo nada que ver con ningún expediente ni con ningún escándalo sino con las profundas divergencias con el individuo en cuestión", aclara.