La Consellería de Vivenda e Solo creará una Axencia Galega de Acceso á Primeira Vivenda que desarrollará una "auténtica política de ayudas" para que los jóvenes y las personas con rentas más bajas puedan comprar o alquilar un piso o casa. Esta agencia estará operativa antes de finalizar este año en A Coruña, Vigo, Pontevedra, Santiago, Ourense, Lugo y Ferrol.

La creación de este nuevo departamento, que coordinará la información y todas las ayudas para acceder a la primera vivienda, "mantendrá el programa de bolsas de alquiler del Gobierno anterior, pero sufrirá algunos cambios", según anunció ayer la conselleira Teresa Táboas durante el acto de toma de posesión del secretario xeral de Vivenda Enrique Urdiales, del director xeral del Instituto Galego de Vivienda, Daniel Pino, y de la directora xeral de Fomento e Calidade da Vivenda, Encarna Otero.

Además de esta iniciativa, la consellería apuesta por incentivar la construcción de más viviendas de promoción pública y la rehabilitación de los núcleos rurales de población.

Así como también pretende agilizar el proceso de liberalización del suelo mediante el fomento de estrategias y convenios con los ayuntamientos que permitan obtener más suelo productivo, ya sea para fines urbanos o para parques industriales.

En relación con el desarrollo de políticas para el suelo productivo, Teresa Táboas explicó que estarán basadas por "criterios de calidad arquitectónica, y sostenibilidad".