Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El gallego de Pajares

Pese a su breve estancia en A Coruña, tanto Ramón Menéndez Pidal como su familia siempre tuvieron un grato recuerdo de Galicia

S.R.

Nacido el 13 de marzo de 1869 en el número 2 de la calle de Santa María de A Coruña, hijo de Juan Menéndez Cordero, magistrado de la Audiencia coruñesa desde 1861, y de Ramona Pidal, Ramón Menéndez Pidal fue el sexto de los hijos que sobrevivirían del matrimonio.La familia abandonó la ciudad en 1870 porque su padre renunció a su cargo en la Audiencia en desacuerdo con la libertad de cultura que establecía la Constitución de 1869.

Años después, Menéndez Pidal, en carta a su amigo Ángel del Castillo, rectificando una fecha errónea sobre el nacimiento de su hermano Luis en el diccionario Espasa, recordaba: "Ello aviva en mí las gratas memorias de los años coruñeses de mi familia, siempre recordados en nuestra casa como felices; la actuación de mi padre en causas difíciles de la Audiencia; la escuela frecuentada por mis hermanos mayores; mi madrina, doña Antonia Valledor de Montes; episodios de una epidemia de cólera" (se refiere a la de 1865).A ellos añadirá Ramón: "Galicia es mi tierra natal; no es la tierra de mis padres, pero es la tierra donde mis padres asturianos pasaron días muy felices de juventud truncados por graves sucesos en España que pusieron a prueba el espíritu de sacrificio de mi padre, en aras de sus ideas político religiosas". Pese a su breve estancia en Galicia, siempre guardó cariño a esta tierra. Acostumbraba a decir: "Yo soy de Pajares, aunque nací en A Coruña" . El padre de Ramón había renunciado a su cargo en la Audiencia en desacuerdo con la libertad de cultura que establecía la Constitución de 1869. La reputación como filólogo de Ramón Menéndez Pidal fue creciendo a partir de 1895, cuando ganó el concurso convocado por la Real Academia Española sobre el poema de Cantar del Mio Cid. En 1924 recibió el título de doctor honoris causa de La Sorbona y, al año siguiente, ocupó la presidencia de la Real Academia.

Compartir el artículo

stats