El armario del tiempo: ¿cómo se hace el vestuario de las series?

Si sabes cómo se vestían romanos, caballeros medievales y militares de todas las épocas es gracias a series y películas
Bea Lara / Madrid

Te invitan a una fiesta de disfraces temática del siglo XVIII, de la época romana o griega, o de la Edad Media. No dudas: en todos los casos tienes bastante claro cómo vestían. Pero, ¿cómo es posible, si no has vivido en esos tiempos? La mayoría de las referencias visuales que tenemos sobre periodos y culturas pasadas tienen un origen: el cine y las series de televisión. Por eso es tan importante un buen diseño de vestuario en producciones audiovisuales: en caso de no estar lo suficientemente cuidado, puede sacarnos totalmente de la historia.

Conseguir las referencias correctas para la época que buscan representar puede ser complicado para los diseñadores de vestuario, pero muchos acuden a fuentes al alcance de cualquier persona para documentarse. Por ejemplo, Bubi Escobar, diseñadora de vestuario de series como El Ministerio del Tiempo o Víctor Ros se inspira en libros o referencias sacadas de internet: “Tenemos muchas fuentes, dependiendo del tipo de vestuario que sea. Mucho se extrae de internet. Además, tengo una bibliografía muy extensa sobre vestuarios de diferentes épocas”, explica Bubi. “También vamos a museos; por ejemplo, para un traje de la Guardia Civil de 1900, fuimos al Museo de la Guardia Civil”. María Ortega, directora de producción de Sastrería Cornejo, coincide en las referencias que tienen los diseñadores de vestuario con Bubi Escobar: “Hay figurinistas que diseñan, que dibujan; otros vienen con la idea de un libro, o te imprimen fotos de cuadros; otros llegan con ideas de Pinterest”.

Viajar en el tiempo a través de la ropa

Taller de cuero de Sastrería Cornejo / Bea Lara

Sastrería Cornejo es una de las sastrerías de referencia en España, y fuera de nuestras fronteras, con más de un millón de prendas de todas las épocas imaginables y casi un siglo de historia. Tienen tantas prendas que no pueden tenerlo todo en el mismo sitio. Les visitamos en su almacén de cuatro plantas en Madrid y María Ortega nos cuenta: “Aquí solo tenemos el vestuario de 1920 a la actualidad, las oficinas y los talleres: confección masculina y femenina, taller de piel, repaso y arreglos, y parte del calzado”.

Pero no es todo: recorremos el edificio y nos mareamos imaginando cómo debe ser el resto: “A 40 kilómetros de Madrid tenemos muchas naves en las que tenemos el vestuario desde la Antigüedad (Prehistoria, Grecia, Roma…) hasta 1920. Allí está todo organizado cronológicamente, por épocas, para que a los figurinistas les sea fácil revisarlo. Suelen venir con un par de días”. Es cómo viajar en el tiempo sin necesidad de Delorean, ni de puertas, ni de TARDIS con forma de cabina de teléfono.

Una colección tan gigantesca no se reúne de la noche a la mañana: “Todos los años confeccionamos ropa nueva, y para cada proyecto siempre solemos confeccionar algo. De los 50 proyectos en los que estamos, probablemente estamos confeccionando ropa nueva para 40 de ellos”. Entre los proyectos con los que trabajan o han trabajado recientemente están series como Velvet Colección, que se estrenará en septiembre en Movistar+, El Ministerio del Tiempo, La Catedral del Mar, que terminó de rodarse hace unos meses, o La Peste, una producción de Movistar+ que se estrenará a final de año cuyo diseño de vestuario ha corrido a cargo de Fernando García, ganador de un Goya por el diseño de vestuario de La isla mínima: “Les alquilamos unos 600 trajes. Por el tipo de ropa que necesitaban, no hizo falta confeccionar nada nuevo”, explica María Ortega.

Patronaje, corte, confección y ajustes: los pasos para preparar nuevo vestuario / Bea Lara
Patronaje, corte, confección y ajustes: los pasos para preparar nuevo vestuario / Bea Lara
Patronaje, corte, confección y ajustes: los pasos para preparar nuevo vestuario / Bea Lara

No solo han trabajado con producciones españolas: reciben encargos de todas partes del mundo y de producciones tan famosas e interesantes como Juego de Tronos, de la que podremos ver la séptima temporada la madrugada del 16 al 17 de julio en Movistar Series Xtra: “Hemos trabajado en Juego de Tronos desde el episodio piloto. En todas las temporadas hemos alquilado entre 400 y 650 trajes. En la primera, segunda, tercera y cuarta confeccionamos ropa nueva”, explica la directora de producción de Sastrería Cornejo.

También han trabajado con Poldark, el remake de la famosa serie de la BBC de 1975, cuya tercera temporada se puede ver en Movistar Series (dial 11), también disponible bajo demanda: “En la primera temporada les alquilamos entre 150 y 200 trajes, y casi lo mismo en la segunda. Como hay continuidad, utilizan más o menos la misma ropa”.

Imagen de la tercera temporada de Poldark

Una montaña de detalles


Ros Little, diseñadora de vestuario de Poldark, contó en una entrevista en Woman and Home que, para su trabajo en la serie, se inspiró en su colección de más de 400 libros de disfraces del siglo XVIII. Y es que los diseñadores de vestuario que acuden a sastrerías como Cornejo llegan con las ideas muy claras: “Vienen con las referencias del periodo en el que están trabajando, y nosotros les enseñamos en material que tenemos. A partir de ahí, hacen la selección de la ropa de stock que quieren utilizar y, en el caso de que quieran confeccionar algo nuevo, nos basamos en los patrones concretos de cada época”, ilustra María Ortega. “Siempre vienen con ideas, bien sea un diseño hecho por ellos mismos, un corta y pega, una referencia de un libro… Nosotros solo confeccionamos”.

Vestuario de la tercera temporada de Poldark

Uno de los desafíos para un diseñador de vestuario es disimular o simular ciertas situaciones. En el caso de Poldark, hacer el diseño de vestuario en la segunda temporada del personaje de Caroline Penvenen, interpretado por Gabriella Wilde, fue todo un desafío para Ros Little: “La actriz estaba embarazada, pero su personaje no. Los productores estaban preocupados por si no era posible disimularlo, pero, afortunadamente, la moda en la década de 1790 estaba cambiando y las cinturas no se llevaban tan estrechas. Les mostré algunas pinturas de Elisabeth Louise Vigée Le Brun hechas en la época, que ilustran la moda de ese periodo y en las que me basé para algunos de los vestidos de Caroline”.

Tampoco los patrones son iguales en todos los periodos: “Tenemos sastres y modistas especializados en corte de época, y ellos saben cómo cortar los patrones para que luego queden como los del siglo que corresponda”, aclara María Ortega. También hay eras más complicadas que otras, por diferentes razones. La diseñadora de vestuario Bubi Escobar nos cuenta las suyas: “A mí me parece complicado de preparar los años 20, porque no hay mucha ropa. En el caso de la época medieval, es complicado sobre todo porque esta ropa pesa muchísimo”. Una complicación añadida si se trabaja en exteriores, donde hay que cambiar de localización a menudo y mover el set de un sitio a otro. En el caso de El Ministerio del Tiempo aún es más difícil: “En cada capítulo la ropa es nueva. Cuando todo el rato es la misma época, te vas familiarizando con la ropa. Aquí no: estamos todo el rato con vestuario nuevo”.

Escoger las telas y complementos adecuados es fundamental para un vestuario coherente / Bea Lara
Escoger las telas y complementos adecuados es fundamental para un vestuario coherente / Bea Lara
Escoger las telas y complementos adecuados es fundamental para un vestuario coherente / Bea Lara

La ropa se queda en nada si no tiene los complementos adecuados: sombreros, joyería, armas, etc. Cada producción tiene sus trucos. En el caso de Poldark, Ros Little asegura que gran parte de la joyería de los actores de reparto la consiguió en tiendas de barrio, donde vendían joyas del estilo del siglo XVIII que luego envejecía, o en eBay y ferias de antigüedades. Por su parte, Bubi Escobar recurre a la Sastrería Cornejo para sombrerería, calzado, bolsos… En Cornejo tienen taller de sombrerería, pero no disponen de un stock muy amplio de joyería y, quitando encargos concretos, no suelen alquilarlo. El calzado también es importante. En el caso de Poldark, tuvieron que fabricarlos todos, pero las sastrerías también suelen tener bastantes referencias de calzado de todas las épocas.

Ahora que sabes todo esto, seguro que te fijarás más en los trajes y vestidos de tus series favoritas. Quién sabe, quizá estén en algún rincón de los enormes almacenes de Cornejo. Tienes una nueva oportunidad para apreciar el magnífico trabajo de estos profesionales cuya tercera temporada se puede ver en Movistar Series (dial 11), también disponible bajo demanda.

Escoger las telas y complementos adecuados es fundamental para un vestuario coherente / Bea Lara
Memory game more_vert

¿Eres capaz de unir las series originales con sus remakes actuales?

close

La historia de Poldark no se muestra en televisión por primera vez: en 1975, la BBC ya emitió una versión de este relato basado en las novelas de Winston Graham. Los remakes y adaptaciones de series antiguas son cada vez más comunes en las parrillas televisivas; seguro que conoces algún ejemplo. A veces, amplían y mejoran con efectos modernos la serie original; otras veces, nuestra nostalgia puede con el esfuerzo de aquellos que intentan resucitar a nuestros iconos de juventud. ¿Eres capaz de unir las series originales con sus remakes actuales?

Leer

Fotogalería

keyboard_arrow_up