Día del padre 2016
farodevigo.es >Día del padre 2016>Noticias>

Juegos y apuestas deportivas, una alternativa de ocio

Juegos y apuestas deportivas, una alternativa de ocio

Algunos bingos han incrementado el porcentaje destinado a premios y añadido otros nuevos

14-03-2016TuentiMeneame

REDACCIÓN [VIGO] Los aficionados al juego y las apuestas deportivas tienen en los salones recreativos un lugar donde disfrutar de un tiempo de ocio y, si la suerte acompaña, volver a casa con algunos euros más en el bolsillo.

Los modernos complejos cuentan con bingo, terminales de apuestas deportivas y un espacio destinado a máquinas recreativas, además de servicio de hostelería. En el caso del bingo, algunos establecimientos han apostado por incrementar el porcentaje destinado a premios. “Hemos pasado del 59 al 70% y hemos creado nuevos premios, como la prima ordinaria y la prima plus”, explica Carlos Rial, jefe de sala de un bingo vigués situado en la Avenida da Florida. En la prima ordinaria, sube una bola en cada jugada hasta otorgar el premio, que oscila entre los 100 y los 500 euros. En la plus, cada día sube una bola, y el afortunado consigue un premio fijo de 2.000 euros.

Los salones recreativos han introducido mejoras también en lo que respecta a las ruletas y las máquinas de entretenimiento, ya de última generación. “Son máquinas que admiten jugadas desde 5 céntimos, de videorodillos, tipo casino”, apunta Rial.
Por otra parte, y gracias a las terminales de apuestas deportivas, es posible apostar desde el local a cualquier deporte que se esté jugando en cualquier parte del mundo. Si el pronóstico es acertado, el premio se cobra en el propio salón.

Gracias al aumento de la afición por este tipo de apuestas, el perfil de los clientes se está transformando, y aunqueº el público habitual sigue teniendo más de 50 años, los fines de semana acude a este tipo de establecimientos más gente joven.
En el último año, han experimentado además una ligera recuperación con respecto a otros ejercicios. “El del juego, como todos los sectores, está pasando por un momento delicado y si bien es cierto que hemos notado una pequeña mejoría, todavía nos queda mucho que subir para alcanzar el nivel que teníamos antes de la crisis”, señala Rial, quien recuerda que en Vigo se han cerrado cuatro de los ocho bingos que había. “Aún así, el sector da trabajo a unas 150 personas en toda la ciudad”, apostilla.