Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El futuro del proyecto olímpico

La propuesta olímpica de Aragón pasa por el esquí de montaña y tener pruebas en Cerler

El COE mantiene la reunión en Madrid pese a que Lambán confirma que no asistirá a la firma. Un técnico de la comisión asegura que hubo acuerdo en la mesa, pero reconoce el "desequilibrio territorial"

El presidente del COE, Alejandro Blanco, y el presidente de Aragón, Javier Lambán, conversan en el Pignatelli bajo el 'San Jorge abanderado' de Natalio Bayo.

A la misma hora que el Comité Olímpico Español convoca este mediodía a Aragón y Cataluña a la firma del acuerdo para sentar las bases de la candidatura conjunta de los Juegos de Invierno 2030, el presidente aragonés, Javier Lambán, estará visitando el colegio Gustavo Adolfo Bécquer del zaragozano barrio de Garrapinillos.

Antes recibirá en Presidencia del Pignatelli al diputado de Teruel Existe, Tomás Guitarte, en una agenda que se ha ido llenando de citas desde que el pasado domingo avisó, por primera vez, de que el Ejecutivo autonómico no aprobaba la propuesta técnica y que remitiría su propia alternativa al presidente del COE, Alejandro Blanco.

El presidente aragonés culminó este jueves su actividad pública en Huesca, participando en la inauguración de una exposición sobre el líder alemán Willy Brandt, con el lema 'A life for freedom, peace and reconciliation between nations' (Una vida por la libertad, la paz y la reconciliación entre naciones). Todo un guiño del destino mientras se desmorona el sueño olímpico de la reconciliación entre Aragón y Cataluña, o Cataluña y España.

Desde el Ejecutivo aragonés los puentes se ven casi rotos y consideran que "la pelota está en el tejado del COE". Desde Madrid, la respuesta del Comité Olímpico Español es que nada cambia, a pesar de que Aragón haya dicho por activa y por pasiva que no acepta el acuerdo surgido de la mesa técnica por incumplir el requisito básico de la misma, compromiso del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. La muletilla del "en pie de igualdad" y el "equilibrio" que se ha convertido en palabra de Dios para la delegación aragonesa.

Pero ni hubo reacciones a la carta que envió el presidente Lambán al presidente Blanco, ni este decidió aplazar la cita y debatir a la propuesta de la parte aragonesa, que llegará, "a más tardar", la semana que viene.

Mientras, otras voces conocedoras del proyecto ven todavía cauce para el acuerdo. El ministro de Deportes, Miquel Iceta, expresó este jueves desde Figueras su confianza en un acuerdo "porque el Pirineo se lo merece, hay pocas oportunidades de desarrollo sostenible y un acontecimiento así es bueno para Barcelona, Cataluña, Aragón y toda España".

Uno de los miembros conocedores de la posición aragonesa en la comisión técnica ve todavía una salida a la candidatura conjunta. Afirma que "hubo acuerdo" en la mesa técnica y reconoce el "desequilibrio territorial manifiesto" para Aragón pero "no de pruebas y disciplinas".

Sin embargo, explica que "varios condicionantes" dificultaban cubrir todos los valles aragoneses, una de las máximas para el Ejecutivo aragonés y en el territorio. Algunos son técnicos y otros políticos. Señala, como ha explicado estos días el Gobierno de Aragón, que se han hecho varias propuestas que han sido rechazadas tanto por el COE como por la Generalitat.

Pero los condicionamientos técnicos también explican algunas decisiones. Mientras, el Ejecutivo aragonés guarda con celo su propuesta de candidatura. Un planteamiento que irá más allá del actual, que solo incluye pruebas en Candanchú, Jaca y Zaragoza, y deja fuera a las estaciones de Formigal y Cerler.

Comparecencia de Javier Lambán y Alejandro Blanco en el Pignatelli. JAIME GALINDO

Criterios técnicos y políticos

Según este miembro de la mesa técnica, solo la estación de esquí de Candanchú reúne las condiciones técnicas necesarias para las pruebas de biatlón. Ninguna pista catalana puede, además, acoger el esquí de fondo, por lo que ambas disciplinas quedaban circunscritas a Aragón, lo que dificultaba que pudiera optar, también, al resto de pruebas de esquí. Por eso, de inicio, el alpino, una de las que más deportistas, pruebas y aforos reúne, quedaría alejada de la comunidad aragonesa.

Lo mismo ocurre con el curling, que de entrada se adjudica a Jaca porque es la única instalación del país que cumple con los requisitos de las competiciones internacionales. Y teniendo en cuenta que las pruebas de saltos y trampolín tienen que realizarse en una sede externa, las posibilidades de reparto de nuevas ubicaciones quedaban reducidas por las exigencias del COI.

El resto de disciplinas de nieve como el snowboard y el freestyle deberían haberse repartido, según las fuentes consultadas conocedoras de la posición aragonesa, para "cumplir con el reparto territorial que exige la política".

También entraría en el reparto del "equilibrio" el esquí de montaña (o esquí de travesía) que al no ser todavía una disciplina olímpica –que entrará por primera vez en los Juegos 2026– no se contabiliza en el diseño inicial de la candidatura.

La distribución del hielo, que inicialmente Cataluña quería para sí, quedó repartido en ese "acuerdo" finalmente entre ambas comunidades, con el hockey en Cataluña y el patinaje, en Aragón. Precisamente el hockey es otra de las cuestiones que inclina la balanza, por sumar 16.000 espectadores y más de 800 deportistas.

"La única solución pasa por que el esquí de montaña esté en Aragón"

La respuesta, para esta fuente, pasa por incluir el esquí de montaña en Aragón o, al menos, incluir a la estación de Cerler como sede "compartida" de las disciplinas previstas en Baqueira Beret, el snowboard y el freestyle.

La cercanía entre ambas estaciones lo facilitaría. Las relaciones históricas entre ambas zonas también.

Además, insiste este representante técnico, la inclusión del esquí de montaña "permitirá incorporar un segundo o tercer valle, que debe ir en Aragón".

"La única solución pasa por que el esquí de montaña esté en Aragón" y trasladar así los beneficios de los Juegos a otro valle aragonés. El territorio no entendería otra cosa. El Gobierno de Aragón no aceptará la propuesta actual. Y mientras, cada hora que pasa puede llegar el acuerdo o la ruptura total.

Compartir el artículo

stats