27 de marzo de 2020
27.03.2020
Faro de Vigo
Crisis del coronavirus

El Gobierno prohíbe a las empresas despedir a sus trabajadores por coronavirus

El Ejecutivo también obliga a las empresas a prorrogar los contratos temporales que venzan durante la crisis sanitaria

27.03.2020 | 15:05
La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes prohibir por ley el despido por fuerza mayor y por causas económicas, organizativas, técnicas y de producción, según ha anunciado la ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz.

La ministra ha explicado que esta prohibición se implanta porque ya se ha dado a las empresas un mecanismo excepcional como son los expedientes de regulación de empleo temporal (ERTEs) para realizar los ajustes temporales pertinentes durante la crisis sanitaria sin destruir puestos de trabajo.

El Consejo de Ministros también ha aprobado revisar de oficio todos los ERTEs que se están aprobando estos días para que, si se observa algún tipo de fraude, obligar a las empresas a devolver "hasta el último céntimo de euro" del que se hayan beneficiado, incluyendo las prestaciones por desempleo de los trabajadores afectados.

Los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, respectivamente, denunciaron ayer que se han producido en torno a un millón de despidos individuales por la pandemia del Covid-19 y el cierre de actividades decretado en el estado de alarma y pidieron al Gobierno que los "dificultara" porque hay empresas que no están recurriendo a la alternativa que se les ha ofrecido: los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTEs).

Los sindicatos hicieron llegar esta petición al Gobierno hace días, aunque sin ofrecerle una fórmula cerrada al respecto. En una rueda de prensa celebrada ayer, los líderes sindicales precisaron que plantean tres vías distintas para limitar los despidos en España e instaron al Ejecutivo a adoptar una o varias de ellas.

Sigue minuto a minuto la crisis del coronavirus


Compartir en Twitter
Compartir en Facebook