25 de septiembre de 2018
25.09.2018
Polémica

Dolores Delgado asegura que tiene el apoyo de Sánchez para "seguir trabajando"

La ministra niega que llamase "maricón" a Marlaska y dice que los audios de Villarejo están manipulados

25.09.2018 | 10:02
Dolores Delgado asegura que tiene el apoyo de Sánchez para "seguir trabajando"

La ministra de Justicia, Dolores Delgado, ha asegurado este martes que su objetivo y el del Gobierno es trabajar para "cambiar el mundo y por el servicio público" y ha garantizado que "nadie, nadie lo va a impedir".

En sus primeras palabras en un desayuno informativo organizado por el Club Siglo XXI, rodeado de gran expectación por la polémica suscitada por los audios de una comida que compartió hace años con el excomisario José Manuel Villarejo, Delgado ha rememorado su carrera fiscal y cómo decidió dar el paso a la política tras la llamada del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez.

Le ofreció "poder cambiar el mundo desde otro ámbito" y para una persona perteneciente al mundo de la justicia, ver la realidad desde otro ángulo es "un honor y un privilegio", ha recalcado.

Delgado ha asegurado además que cuenta con el apoyo de Sánchez y que el ministro de Interior Fernando Grande-Marlaska es amigo suyo desde el año 2004 y que no se refería a él cuando empleó el término "maricón" en una comida de 2009 con Villarejo. Además, ha asegurado que ha hablado con el ministro del Interior.

Sobre su compañero de gabinete ha añadido que tiene todo el "respeto profesional y personal" y que es una "persona a la que quiero". En este sentido, se ha mostrado enfadada tras verse salpicada por el caso Tándem, que se está investigando en la Audiencia Nacional, porque se están diciendo "barbaridades" sobre ella.

Es más, ha destacado que los audios filtrados no están "completos", sino que son "trocitos, solapados, puestos, pegados". "¿Es un ataque institucional, es querer a través de mí un juego político? Puede ser, no lo sé", se ha preguntado, al mismo tiempo que ha recalcado que no va a permitir que "nadie" cuestione sus "principios, honorabilidad, honestidad".

En este sentido, ha descartado abandonar el Ministerio de Justicia y ha asegurado que cuenta con el "apoyo" del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y de todos los miembros del Ejecutivo. "Tenemos un objetivo superior que el de dejarnos arrastrar por un ataque que no tienen nada de político, que no tienen nada de verdad, de sentido y que son absolutamente execrables", ha zanjado.

De hecho, tras concluir este encuentro informativo, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, la única del Ejecutivo que ha asistido al desayuno, ha mostrado su apoyo y ha resaltado que Delgado es una "magnífica ministra".

Esta es la quinta vez que la titular de Justicia hace referencia a este asunto. Precisamente, este lunes, su departamento emitió un comunicado para volver a desmentir la relación con el comisario Villarejo. En esa nota acusó a Villarejo de tener una "estrategia procesal" consistente en "atacar al Estado" y pidió comparecer en el Congreso de los Diputados.

Delgado durante su intervención ha recalcado que sólo ha coincidido con el policía en "tres ocasiones" y ha recordado que la propia Fiscalía de la Audiencia Nacional desmintió que ella se hubiese encargado del proceso de extradición de un supuesto cliente de Villarejo.

En este sentido, ha afirmado que no ha "cambiado de versión" desde que estalló la polémica hasta el momento y ha rechazado que la culpa de las distintas precisiones que se han hecho la haya tenido su equipo de prensa: "Mi gabinete no tiene ninguna responsabilidad, lo ha hecho perfectamente bien. Hemos ido avanzando y adelantando según se han ido produciendo ataques, circunstancias que no se correspondían con la realidad", ha apostillado.

Por último, Delgado ha lamentado que los medios de comunicación sólo hablen de ella por su presunta relación con el comisario y no por los proyectos que está desarrollando el Ministerio de Justicia, como es el anteproyecto sobre discapacidad que aprobó el pasado viernes el Consejo de Ministros. "Hablad de mí, me da igual, pero también de esto", ha concluido.

El PSOE respalda a Delgado

Mientras, la portavoz del PSOE en el Congreso, Adriana Lastra, ha respaldado hoy a la ministra de Justicia y ha advertido de que no admitirán chantajes "ni de Villarejo ni de nadie" y que seguirán trabajando para "acabar con las cloacas del Estado y la corrupción".

Lastra ha respondido así a los periodistas al ser preguntada por las grabaciones de la comida de Delgado con el excomisario José Villarejo. La portavoz socialista ha recalcado que cuando presentaron la moción de censura y el PSOE accedió al Gobierno sabían que "no iba a ser fácil", porque "acabar con la corrupción y las cloacas del Estado tiene un precio".

"El ruido que se ha generado en las últimas semanas contra el Gobierno, contra el presidente y contra distintos miembros del PSOE ya lo preveíamos, es lo que han hecho siempre la derecha", ha dicho y ha subrayado que ya lo hizo con Felipe González y José Luis Rodríguez Zapatero.

Pero ha avisado de que no les va a chantajear nadie, "ni siquiera las cloacas del Estado", y ha insistido en que la ministra ya ha dado hoy explicaciones públicas y en que también comparecerá en el Congreso.

Ha defendido los 25 años como fiscal de Delgado que, en su opinión, "ha sido y sigue siendo una de las personas que más ha hecho por la dignificación del Ministerio de Justicia".

"Sabíamos y ella también lo sabía (...) que se la iba a atacar por todas partes", ha señalado y ha incidido en que "a este partido y a este Gobierno pueden pedirle lo que quieran que no van a conseguir nada".

Ha asegurado que respetan el poder judicial y que, por tanto, no van a presionar ni interferir en la labor de jueces y fiscales, a diferencia del PP, cuyo ministro Rafael Catalá fue reprobado por "su injerencia en asuntos judiciales que tenían que ver con la financiación irregular del PP".

"El mismo que era jefe de esa señora que llamó a la jueza que estaba investigando a Pablo Casado", ha incidido Lastra en alusión a la información publicada hoy por eldiario.es sobre que la número dos de Justicia con el PP llamó a la jueza del caso Máster para saber si iba a pedir la imputación del líder de los populares.

Pablo Iglesias exige que la ministra Delgado deje la política

Mientras, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha pedido este martes a la ministra de Justicia que se aleje de la "vida política" porque no puede ser miembro del Gobierno alguien "que mantenga amistad" con un "tipejo" como el excomisario de Policía José Manuel Villarejo.

"Alguien que se reúne de manera afable con una persona de las cloacas debe alejarse de la vida política porque hace daño a la mayoría parlamentaria que permitió la moción de censura", ha sentenciado en declaraciones a los medios en el Congreso.

Por su parte, el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, ha calificado hoy de "poco edificante" el comentario de la ministra Dolores Delgado sobre su compañero de gabinete Fernando Grande Marlaska y ha dicho que "cuando un ministro hace algo incorrecto, poco ético o ilegal tiene que dimitir".

Echenique ha respondido así al ser preguntado en RNE por la información que publica hoy moncloa.com, según la cual Delgado, en un almuerzo con el excomisario José Villarejo, dijo que "Marlaska es maricón".

El dirigente de Podemos ha señalado que sería "sensato" que la actual ministra de Justicia dé explicaciones por esos "comentarios terribles" sobre el titular de Interior.

"Esperaremos a ver qué dice y entonces valoraremos", ha señalado Echenique que, no obstante, ha insistido en que "cuando a un ministro se le descubre un actividad que no es ética o que no es acorde a la ley, está bien que dimita".

Además ha recomendado a PP y Ciudadanos que "no se vengan arriba" con este asunto, porque "allí donde está Villarejo está Corinna y, a veces, está también Juan Carlos I y, a lo mejor, tirando mucho de esta manta le destapan los pies a la monarquía".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook