28 de octubre de 2009
28.10.2009

Aguirre supedita la negociación sobre Caja Madrid a que Rajoy sancione a Cobo

La presidenta madrileña rechaza a Rato y pide que se incluya a su hombre de confianza, Ignacio González

28.10.2009 | 01:37
Esperanza Aguirre, ayer, rodeada de periodistas. // Efe

La presidenta del PP madrileño y de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, rechazó a última hora de ayer una oferta de la secretaria general de su partido, Dolores de Cospedal, que proponía sancionar al vicealcalde de la capital, Manuel Cobo, por sus polémicas declaraciones, a cambio de situar al ex presidente del FMI Rodrigo Rato al frente de Caja Madrid, informaron fuentes del PP madrileño. Génova advirtió de que no llegará a ningún acuerdo que incluya a Ignacio González, hombre de confianza de Aguirre, mientras que la presidenta madrileña exigió que se apliquen los Estatutos antes de cualquier negociación.
La oferta de Cospedal se produjo tras una tarde llena de rumores y de tensión en la sede del partido y en la Puerta del Sol, donde los alcaldes del PP de la región se movilizaron firmando un manifiesto a favor de Aguirre y exigiendo sanciones disciplinarias a Cobo que obligaron a la dirección a rechazar públicamente estas "presiones".
Sin embargo, Aguirre transmitió a la dirección nacional del PP que "hasta que se no actúe" contra Cobo, en aplicación estricta de los Estatutos del PP, no abrirá ninguna negociación sobre ninguna cuestión.
Fuentes cercanas a la presidenta negaron así ningún pacto con la dirección del partido y subrayaron que una cosa son las medidas contra Cobo y otra la del futuro de la presidencia de Caja Madrid. Por su parte, fuentes de la dirección nacional indicaron que no llegará a ningún acuerdo que incluya a Ignacio González en ningún puesto de Caja Madrid, subrayando que ni siquiera lo aceptaría para presidir la Corporación Cibeles, saliendo así al paso de algunos rumores que apuntaban que Génova estaba ofreciendo ese puesto a cambio de que Rato presidiese la entidad.
Durante la tarde, las conversaciones se produjeron a diferentes bandas entre Cospedal, Aguirre, Federico Trillo, que ha mediado en diversos conflictos del partido a nivel territorial, y el secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados. La presidenta no ha hablado con Mariano Rajoy ni con el alcalde, Alberto Ruiz Gallardón. Fuentes cercanas a la presidenta dijeron no entender por qué 48 horas después de las "injurias" vertidas por Cobo en el diario El País, no se aplicaron aún medidas contra él en aplicación de los Estatutos del partido. Asimismo, insistieron en que González sigue siendo la persona que concita más apoyos para presidir Caja Madrid.
Por su parte, fuentes del entorno de Mariano Rajoy apuntaron que uno de los argumentos de autoridad empleados por Cospedal en sus conversaciones con Aguirre es que la presidenta madrileña sabe que el PP es un partido nacional y que su presidente ha tomado una decisión que tiene que acatar, esto es, que la presidencia recaiga en Rodrigo Rato. Las mismas fuentes consideran que Cobo merece que se le abra un expediente pero aclaró que en ningún caso será una sanción grave, y que probablemente no pasará de un apercibimiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
selectividad 2018 Galicia

Toda la información sobre la selectividad

Consulta aquí toda la información sobre las pruebas de acceso a la Universidad: notas de corte, resultados y noticias


Enlaces recomendados: Premios Cine