18 de junio de 2008
18.06.2008
Reunión

El Gobierno y los agentes sociales aprobarán un documento conjunto antes de agosto

18.06.2008 | 22:16
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero (c), posó hoy junto al presidente de la patronal CEOE, Gerardo Díaz Ferrán (4d), los secretarios generales de UGT y CCOO, Cándido Méndez (4i) y José María Fidalgo (2i), respectivamente, el vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes (3i), el presidente de CEPYME, Jesús Bárcenas (2i), el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián (i), el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho (3d), y la ministra de Igualdad, Bibiana Aído (d), momentos antes de participar en la primera reunión de la legislatura sobre el diálogo social que tuvo lugar en el Palacio de la Moncloa.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció hoy el compromiso del Ejecutivo y los interlocutores sociales de aprobar, antes del 31 de julio, un documento donde se detallarán los asuntos que se tratarán en el diálogo social ante las actuales dificultades económicas.

En la rueda de prensa posterior a la primera reunión de diálogo social, Zapatero afirmó que el Gobierno "tiene la firme voluntad" de construir un diálogo social "reforzado" que se adapte a las actuales dificultades económicas, que calificó de "importantes".

Además, el jefe del Ejecutivo se comprometió a coordinar e impulsar la agenda que se aprobará antes del 31 de julio para "dar la máxima fuerza y representación a todas las tareas que nos hemos puesto por delante".

Zapatero manifestó la "firme voluntad" del Gobierno de construir un diálogo social "reforzado" en la presente legislatura y reiteró su compromiso de no tomar ninguna iniciativa que afecte a empresarios o trabajadores sin el consenso de los interlocutores sociales.

Asimismo, anunció que el vicepresidente económico, Pedro Solbes, trasladará "cuanto antes" a los interlocutores sociales los "márgenes" sobre los que el Gobierno está trabajando en el ámbito de los próximos presupuestos y en los que aplicará una "política de austeridad".

Zapatero destacó la gran importancia que tiene para los ciudadanos "la actitud de trabajo compartido" entre el Gobierno, los empresarios y los sindicatos.

Añadió que así se hizo en la pasada legislatura y contribuyó a tener más estabilidad en el empleo, a mejoras en la Seguridad Social y a otros avances como la Ley de igualdad, la política de extranjería o la ley de dependencia.

En esta legislatura, dijo, se abordarán aspectos económicos y sociolaborales, como tener un sistema más ágil del sector público para crear empleo, mantener la solidez de la Seguridad Social, desarrollar el Pacto de Toledo y abordar reformas en la Formación Profesional, que es "capital", así como apoyar a las empresas en su tarea de competir, exportar e innovar.

El presidente se mostró convencido de que España superará las "dificultades" actuales, que son "importantes", y recuperará la senda de "crecimiento y desarrollo y de bienestar".

El presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán consideró que el diálogo social es "imprescindible" en estos momentos "complicados" que exigen un mayor esfuerzo para que España recupere los niveles de crecimiento anteriores a esta situación.

Recordó que en los dos últimos comités ejecutivos de la CEOE se ha trabajado para elaborar un documento con las medidas urgentes que debe acometer el Gobierno, como la liberalización del mercado, o buscar fórmulas "inteligentes" para el mercado de trabajo, entre otras.

El presiente de la CEPYME, Jesús Bárcenas, se comprometió a mirar hacia el futuro para hacer que el "bache" pase lo antes posible y que cuando repunte nos haga salir con más fuerza.

Por su parte, los secretarios generales de CCOO, José María Fidalgo y de UGT, Cándido Méndez, afirmaron que la comparecencia conjunta de hoy se ha hecho para trasladar a la sociedad la voluntad de actuar juntos con el objetivo de proteger a los trabajadores en sus empleos, sus salarios y sus derechos sociales.

Fidalgo dijo que en esta nueva etapa el escenario económico y social actual "no tiene nada que ver" con el de hace cuatro años pero que no serán los trabajadores quienes "paguen" la crisis y que los sindicatos intentarán "por todos los medios" que los sacrificios se repartan de manera equitativa y justa.

Méndez destacó la decisión de Zapatero de coordinar esta etapa, porque ratifica la importancia del dialogo social y "agranda su valor" en esta situación de dificultad económica, "que es creciente y no se puede minusvalorar", aunque no debemos "exagerarla".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
selectividad 2018 Galicia

Toda la información sobre la selectividad

Consulta aquí toda la información sobre las pruebas de acceso a la Universidad: notas de corte, resultados y noticias


Enlaces recomendados: Premios Cine