Esta época del año es el momento idóneo para hacer una preparación del cutis en vistas al verano. Y es que la estación del año más a tener en cuenta para cuidar nuestra piel es la primavera. ¿Por qué?

Pues porque la llegada de las fuertes radiaciones y exposiciones solares y las altas temperaturas que estamos pasando estos días, se junta con las alergias típicas de la estación, además de la sequedad que arrastra la epidermis tras los meses de frío.

Los cambios bruscos de temperatura que nos ha dejado mayo no se lo ponen nada fácil a la piel. Por ello, desde Senza by Jacinto López, en Villagarcía de Arousa, proponen un tratamiento de Vitamina C con el que aprovechar todo su poder antioxidante.

De la mano de Natura-Bissé, utilizan una línea rica en nutrientes, los cuales restauran la vitalidad de la piel dañada por el sol y ayudan a minimizar los signos del envejecimiento prematuro. Es la opción perfecta para recuperar la firmeza, mejorar la luminosidad, combatir las manchas oscuras y mejorar la elasticidad.

El tratamiento de Vitamina C de Senza incluye un ingrediente excepcional: macro antioxidantes. ¿Qué los diferencia de los antioxidantes al uso?

Pues que contienen entre un 50% y un 70% de la capacidad antioxidante de la fruta, especialmente de los cítricos, y son capaces de neutralizar eficazmente el impacto negativo de los radicales libres y el estrés oxidativo causantes de la aparición de los signos de la edad. No solo tiene beneficios estéticos, sino que también ofrece protección biológica frente a los rayos solares, y es profundamente hidratante.

Además, favorece de forma natural la producción de colágeno, mejorando la firmeza, y aporta una increíble luminosidad. Se trata de una mezcla de ingredientes poderosos, que también incluye vitaminas F, E y D.

Así, todos estos nutrientes juntos hacen de la línea de Vitamina C el cóctel vitamínico definitivo para la piel.